Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El humorista catalán, Andreu Buenafuente / YOUTUBE

Andreu Buenafuente salvó a Concha Velasco del suicidio

La actriz revive uno de los peores momentos de su vida en su última y sorprendente visita al plató de 'Sálvame Deluxe'

3 min

La última visita de Concha Velasco al plató de Sálvame Deluxe ha dado mucho de qué hablar. Pese a todas las veces que la actriz se ha sentado frente a Jorge Javier Vázquez, nunca antes se había abierto como hasta ahora. De hecho, ha confesado por primera vez y a sus 81 años quién es el verdadero padre de su primogénito.

Pero eso no ha sido todo. La veterana intérprete ya confesó el episodio más duro de su vida en alguna ocasión, pero nunca con tanta soltura. Y es que no todos saben que Concha Velasco intentó suicidarse hace unos años, pero por suerte lo ha podido contar gracias a que Andreu Buenafuente la salvó.

 

 

Andreu Buenafuente salvó a Concha Velasco del suicidio / MEDIASET

"Me hice un Denzel Washington"

Concha Velasco ha confesado que quiso quitarse la vida una noche que estaba sola en un hotel. La actriz encendió la televisión para ver uno de sus programas favoritos, el mismo Sálvame Deluxe, y ese día estaba su exmarido Paco Marsó. Una visita que el actor hizo para cargar contra la que fue su pareja.

"Paco estaba contando cosas tan tristes y tan duras que yo lo pasé fatal. Intenté quitarme de en medio tomando alcohol y pastillas". De hecho, la actriz se ha comparado con Denzel Washington en la película El vuelo, donde arrasa con el minibar de su habitación para acabar con todo.

Andreu Buenafuente la salvó

Sin embargo, mientras le subía el cóctel que acababa de ingerir, hizo zapping en la televisión y se encontró con el programa de Andreu Buenafuente. El humorista es como un hijo para Concha Velasco, desde que lo apadrinó a su llegada a Madrid. De hecho, es padrina de una de las hijas del catalán.

Pero no solo eso. La intérprete ha contado que, cuando Andreu se casó con Silvia Abril, el cómico tenía tres ramos para sus tres madres: su madre, su suegra y la propia Concha Velasco. Por eso, al verlo en la pantalla, disfrutó tanto del humor de su hijo adoptivo que decidió actuar y deshacer ese gravísimo error: "Me hizo tanta gracia lo que estaba haciendo que vomité todo lo que había tomado".