Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Putin en un submarino / EFE

Putin prueba una arma que provoca tsunamis radioactivos

El presidente de Rusia recibe el apoyo de las cámaras del país que le permitiría gobernar hasta 2036

4 min

Rusia ya prueba su nueva arma, el Poseidon 2M39, una especie de dron submarino que es capaz de provocar “tsunamis radiocactivos”, con olas de has 500 metros.

Los servicios de inteligencia estadounidenses y noruegos aseguran que el Gobierno de Vladimir Putin ya prueba este armamento en una zona del Ártico. Su objetivo es doble. Por un lado, dar seguridad a su costa norte; por el otro, garantizar una ruta marítima clave entre Asia y Europa.

Características y desafíos

El Poseidon es un tipo de torpedo equipado con un reactor nuclear que no se puede detectar por los radares. Este hecho que puede suponer un desafío armamentístico para las otras dos grandes potencias mundiales en este sector, China y Estados Unidos.

Este tipo de arma tendrá una capacidad de varios megatones cuyo impacto causaría olas radiactivas, con el efecto de dejar inhabitables durante décadas franjas costeras, según fuentes oficiales rusas. Esto podría ayudar al otro reto del país, ofrecer una nueva vía de transporte marítimo por el círculo polar y competir así con el canal de Suez.

Potencial

Pero el potencial bélico es su característica fundamental. En noviembre de 2020, el entonces adjunto a la Secretaría de Estado de EE.UU. Christopher A. Ford dijo que el Poseidon está concebido para “inundar ciudades costeras estadounidenses con tsunamis radiactivos”. Su desarrollo es muy rápido. En febrero ya se hizo una prueba.

El jefe de los servicios noruegos de inteligencia, el vicealmirante Nils Andreas Stensønes, confirma que el arma está en fase de pruebas. Eso sí, su influencia puede ir más allá de la región en la que se prueba, el Ártico.

Guerra Fría

Imágenes por satélite muestran el desarrollo de bases militares rusas en la costa ártica que incluyen almacenaje subterráneo de esta y otras armas de alta tecnología, como bombas y sistemas de radar, cerca de las costas de Alaska.

El departamento de Estado estadounidense habla de un “claro desafío de Rusia en el Ártico” que incluye la reforma de antiguas bases de la época de la Guerra Fría y la construcción de nuevas instalaciones en la Península de Kola, cerca de la ciudad de Murmansk, lo que tiene implicaciones “para EE.UU. y sus aliados porque crea la capacidad de proyectar poder en el Atlántico Norte”.

Reforma de poder

Al margen de esta amenaza, Vladimir Putin ha promulgado este lunes la ley que le permitirá permanecer en el Kremlin hasta 2036 al darle el derecho a presentarse a la reelección en dos ocasiones más.

El documento se ha publicado en el portal oficial ruso de información legal este lunes. La firma del presidente ruso se ha producido después de que la Duma (Cámara Baja) y el Consejo de la Federación o Senado aprobaran la ley de manera formal.