Menú Buscar
Coche de juguete sobre billetes de 50 euros / PIXABAY

Un canadiense se cambia de sexo para pagar menos por el seguro de su coche

Un hombre realizó los trámites legales para que en su certificado de nacimiento figurase como mujer para ahorrar unos 60 euros al mes

3 min

¿Hasta dónde estás dispuesto a llegar para ahorrar un puñado de euros? David, un joven canadiense residente en Alberta, ha demostrado que es capaz de cambiarse de sexo con tal de pagar menos por el seguro de su coche. Su historia se ha hecho viral después de que apareciera en los foros de Reddit, donde se relatan todos los entresijos de su curioso caso.

Los seguros de coche son normalmente más baratos para las mujeres. Todo se debe a las estadísticas, que revelan que ellas son más prudentes al volante y que tienen un menor riesgo de sufrir accidentes. Por eso el seguro del vehículo de David, de 23 años de edad, costaba 4.500 dólares canadienses (alrededor de 3.000 euros). Su indignación llegó cuando se enteró de que el mismo seguro costaba 1.100 dólares canadienses menos a las mujeres, así que decidió iniciar los trámites para cambiar legalmente de sexo.

Cambio de sexo sin quirófano

Afortunadamente para David, no hizo falta someterse a una operación quirúrgica. Con la ley canadiense en la mano, para recibir la tarifa más económica en su seguro de coche únicamente hacía falta que el protagonista figurase como mujer en su certificado de nacimiento y en el carné de conducir, por lo que se puso manos a la obra.

Imagen del certificado de nacimiento antiguo y nuevo de David / REDDIT

Imagen del certificado de nacimiento antiguo y nuevo de David / REDDIT

"El proceso fue bastante simple”, explica. “Acudí al médico y básicamente le pedí que cambiaran mi certificado de nacimiento argumentando que me identifico como mujer, o que me gustaría identificarme como mujer, y me escribieron la carta que quería”.

Un ahorro de 60 euros al mes

Tras enviar todos los documentos, en unas semanas recibió el certificado de nacimiento que demostraba que había cambiado de género, por lo que modificó también su permiso de conducir. Y una vez hecho todo, se dirigió de nuevo a su aseguradora para solicitar la tarifa deseada. “Estaba bastante sorprendido, pero también me sentí aliviado. Soy un hombre al 100%, pero legalmente soy una mujer. Lo hice únicamente por ahorrar en el seguro del coche”, confiesa. “Siento que he vencido al sistema. Siento que he ganado”.

 Al conseguir superar este trámite burocrático y figurar como mujer, el seguro del coche de David ahora le cuesta unos 720 euros menos que si fuera un hombre, es decir, se ahorrará alrededor de 60 euros al mes.