Menú Buscar
El logo de Apple que muestra la evolución de la empresa / UNSPLASH

Así ha cambiado Apple, desde sus inicios hasta hoy

Con la incorporación de las nuevas Apple Tv y Apple Card, la marca estadounidense ha emprendido un nuevo rumbo

Juan Antonio Marín
6 min

Alan Turing representa una de las figuras más importantes dentro del universo de la informática. Se considera uno de los principales precursores del ordenador y de la inteligencia artificial, presente hoy en día en cada uno de los dispositivos electrónicos. Desgraciadamente, su aportación tecnológica quedó en un segundo plano debido al terrible linchamiento que sufrió por su condición sexual.

Estos estragos llevaron a Turing a suicidarse mediante la ingesta de una manzana con cianuro. No llegó a comerse el fruto por completo, tan solo un mordisco fue necesario para acabar con una de las mentes privilegiadas del momento. Ese mordisco y esa manzana sirvieron como motivo principal, por parte de una empresa, para homenajear al precursor de la informática. Así nació el logo de Apple (o eso cuenta la leyenda), una de las compañías más importantes en diseño de equipos electrónicos.

Empezando desde abajo

Steve Jobs y Steve Wozniak fueron los dos primeros en iniciarse dentro de la sociedad. Corría la década de los 70 y unos aficionados a la electrónica se juntaban para crear y plasmar sus propios circuitos hasta que Wozniak desarrolló la máquina que se conoce como Apple I. A partir de ese momento todo comenzó a crecer hasta llegar al punto actual donde cuentan con una gran variedad en software y hardware.

Los dispositivos más conocidos de la marca, como el iPad o el iPhone, funcionan con su propio sistema operativo, iOS. Al igual lo hace uno de los últimos complementos en lanzarse al mercado, el Apple Watch, que cuenta con su propio software denominado WatchOS. Esta variedad de software se completa con programas profesionales, como Logic Pro o Final Cut para desempeñar funciones en el área de la edición y el diseño.

Expansión hacia nuevos territorios

Con el paso de los años, Apple se ha ido abriendo camino hacia nuevos campos de desarrollo. Esa expansión le ha permitido ofrecer servicios en otros terrenos como la reproducción en streaming o contenidos de televisión. Los servicios de la compañía estadounidense se han ampliado y han llegado hasta ciertos derroteros que han convertido este año 2019 en un ciclo histórico para la empresa.

El paso de vender dispositivos electrónicos a ofrecer servicios como música, películas o series muestra el lugar hacia donde se dirige Apple. Apple TV o Apple Music se han convertido en aplicaciones de referencia llevando a cabo ciertas funciones que años a tras resultaba difícil imaginar. La herramienta de música alberga a más de 60 millones de artistas de todos los géneros al igual que la de televisión contiene algunas de las creaciones cinematográficas más exclusivas.

Por el bien del cliente

La seguridad también representa otro de los puntos clave de los dispositivos de la marca. Sobre todo en el terreno de Apple Pay, la aplicación de la compañía que permite realizar pagos al instante con tan solo acercar el dispositivo al datáfono. Además la nueva Apple Card, que por el momento no está disponible en España, permite nuevas formas de pago a los clientes ya que pueden adquirir los productos pagándolos de una manera cómoda en plazos.

Los términos de seguridad se trasladan de la misma manera a iCloud, la plataforma online encargada de guardar las copias de seguridad que se realizan desde los distintos dispositivos. Fotos antiguas, contactos y hasta canciones que se quedan cifradas por el mero hecho de que si hay algún error en la memoria todo quede intacto en la nube.

Lucha por el primer puesto

Está última pone de manifiesto la entrada de lleno en el mundo de la comunicación por parte de la compañía con sede en California. También se ha colado en el terreno de los videojuegos ya que con Apple Arcade los usuarios tienen la posibilidad de acceder a una serie de minijuegos limitados, ajenos a las aplicaciones de App Store

Ha llovido bastante desde que se presentó aquel iPhone 3G que, para entonces, ya parecía una maravilla dentro de la telefonía móvil. Con la llegada de la última década, se incorporaron los smartphones Android que, a día de hoy, se han convertido en los principales competidores del modelo presentado por Apple. Al igual ocurre en el mercado de las tablets y desde hace poco, en los relojes inteligentes.