Menú Buscar
'Vapeo. Más ventajas que inconvenientes', el libro de Silvia Taulés sobre los cigarrillos electrónicos / EUROPAPRESS

'Vapeo', el libro para despejar dudas a los que quieren dejar de fumar

Silvia Taulés alumbra una obra en la que defiende las ventajas de los cigarrillos electrónicos frente al tabaco convencional

3 min

Desde que en 2013 el cigarrillo electrónico comenzó a popularizarse en España, la idoneidad de este producto para dejar de fumar ha sido motivo de debate en el mundo médico, político y científico. Silvia Taulés, escritora y periodista, presenta la segunda edición de su libro: Vapeo. Más ventajas que inconvenientes, en el que expone las ventajas de este método frente al tabaco convencional. 

Publicado por Amat editorial, con prólogo del doctor Fernando Fernández Bueno, portavoz de la Plataforma por la Reducción del Daño por Tabaquismo, recoge entrevistas a médicos especializados en la lucha contra el tabaco. También aporta la experiencia de usuarios del cigarrillo electrónico y de la propia autora. 

Dejar de fumar

Taulés pretende despejar las múltiples dudas que se presentan a la hora de quienes valoran decantarse por el cigarrillo electrónico para dejar de fumar o, en un principio, para reducir el consumo de tabaco.

Recoge posturas a favor y también en contra. Además de entrevistar al cirujano oncológico Fernández Bueno, también incluye el punto de vista del doctor Josep Maria Ramon, jefe del servicio de Medicina Preventiva del Hospital de Bellvitge de Barcelona. Este facultativo fue el responsable, en 1993, de la puesta en marcha de la Unidad de deshabituación tabáquica del citado centro hospitalario. 

Menos dañiño 

Tanto Fernández como Ramon reclaman más estudios acerca de los cigarrillos electrónicos, pero consideran que las evidencias científicas de las que ya se dispone dejan claro que vapear es un 95% menos dañino que fumar.

Consideran, además, que las autoridades sanitarias españolas deberían actuar como lo hacen en la mayoría de los principales países de la Unión Europea y citan como modelo a seguir el caso del Reino Unido, donde el servicio público de salud incluye el cigarrillo electrónico como método efectivo para dejar de fumar