Menú Buscar
Pedro Rico y José Luis Pardo Izquierdo, con Jorge Gallardo, la cúpula directiva de Vithas  / FOTOMONTAJE DE CG

Vithas vive una sacudida en su cúpula directiva

La incorporación de un nuevo ejecutivo causa sorpresa en el seno del segundo grupo hospitalario del país, al desplazar de forma extraña al principal directivo

3 min

Una sustitución que se ha presentado como un elemento de modernización ha causado todo un terremoto en el seno de una gran firma de salud española. El asunto arranca por la decisión de Jorge Gallardo, hijo del propietario de la farmacéutica catalana Almirall, y presidente del segundo grupo hospitalario del país, Grupo Vithas, con 48 centros sanitarios y más de cinco millones de pacientes al año.

En el seno de la compañía se ha desatado una guerra interna por el mando operativo tras el fichaje estrella de Pedro Rico, procedente de QuirónSalud, y su nombramiento como director general. El profesional que acaba de aterrizar ha forzado el paso de José Luis Pardo Izquierdo, la mano derecha de los propietarios desde siempre, al consejo de administración, aunque seguirá manteniendo algunas funciones ejecutivas, según confirman fuentes internas.

Relevo generacional

El supuesto relevo generacional que sostiene la versión oficial de Vithas ha sorprendido de manera interna porque Pardo Izquierdo cuenta con 59 años y Pedro Rico con 52. Además, el rol de consejero no suele desarrollarse a tiempo completo, ni con despacho, pero fuentes del grupo sanitario explican que, de momento, se hace de esa manera.

Pardo Izquierdo es un profesional muy reconocido en el sector y ha llevado al grupo de facturar unos 200 millones de euros a casi 600 millones desde su incorporación en 2012. En ese mismo periodo, la empresa ha pasado de poseer 10 hospitales a administrar 48 centros sanitarios gracias a las nuevas aperturas y a diversas adquisiciones, como las de Hospitales Nisa y Clínicas Rincón en 2017.

El papel de Pardo Izquierdo

Fuentes próximas al grupo señalan que Gallardo mantiene a su ejecutivo de siempre como líder en el plan de expansión y, en concreto, en la operación de absorber la empresa de los hermanos Abarca, Hospitales Madrid.

Criteria, con una participación del 20% y uno de los seis miembros del consejo de administración, no ha intervenido en el nuevo fichaje, según ha podido saber este medio.