Menú Buscar
Una maqueta de una promoción inmobiliaria en Barcelona, cuyas tendencias ha presentado este miércoles Forcadell / EFE

Forcadell espera que el precio de la vivienda en Barcelona baje el 5% por un “impasse”

Gonzalo Bernardos asegura que el comprador extranjero no ha regresado a Cataluña y que Madrid se queda parte de las inversiones que se han perdido

19.06.2019 14:09 h.
6 min

La consultora inmobiliaria Forcadell prevé que el precio de la vivienda en propiedad caerá alrededor del 5% en Barcelona a lo largo del ejercicio en curso. Así lo indica la 20 edición del estudio sobre la actualidad y las tendencias del sector que realiza en colaboración con la Universidad de Barcelona (UB).

Su autor, el profesor Gonzalo Bernardos, ha defendido que el ajuste aún se justifica por la desaparición del comprador internacional en el mercado local. Los inversores que frenaron operaciones inmobiliarias en la capital catalana a finales de 2017 a raíz de las turbulencias políticas que surgieron con el amago de declaración unilateral de independencia (DUI) y que aún no han recuperado la confianza con el mercado local. “Los extranjeros no han regresado a Barcelona”, ha sentenciado el profesor.

Evolución de los precios por barrios

Manifiesta que los grupos inmobiliarios que defienden lo contrario promueven una “estrategia para intentar atraer de nuevo la demanda” y que los datos de comercialización real de activos de los últimos meses señalan lo contrario. Afirma que las operaciones que se destinan a estos compradores prime se cierran todas con rebajas destacables sobre el precio de venta inicial debido a la falta de salida de los activos.

El profesor Gonzalo Bernardos (c), junto al director general de Forcadell, Ivan Vaqué (i), y el responsable del área de empresas, Antonip López (d) / CG
El profesor Gonzalo Bernardos (c), junto al director general de Forcadell, Ivan Vaqué (i), y el responsable del área de empresas, Antonip López (d) / CG

“En Barcelona no hay problemas para vender un piso por 400.000 euros, sí que existen a partir de los 650.000 euros”, ha destacado. Por ello estima que la revisión a la baja se concentrará en barrios como Ciutat Vella, Eixample, Sarrià-Sant Gervasi, Gracia o la zona central y marítima de Poblenou. En contrapartida, estima que subirán en Horta-Guinadró, Nou Barris o Sant Andreu, zonas que tradicionalmente no han sido prime pero con activos que son interesantes para los residentes en la ciudad.

Madrid subirá el coste

Esta evolución del inmobiliario en Barcelona contrasta con la situación de Madrid, donde se espera un nuevo repunte de los precios de la vivienda en propiedad de alrededor del 3%. También espera que la evolución positiva se contenga más en las “zonas más buenas” de la ciudad, pero esta caída se compensará por haber sido capaz de atraer a los family office e inversores que han dejado de apostar por Barcelona así como de los capitales que vienen de Venezuela y de México. Estos huyen de las incertidumbres políticas en ambos países y buscan residencia en España.

Otro ajuste considerable en el sector que se dará en los próximos meses es la de Palma de Mallorca. En este caso, el informe de Forcadell apunta a que la corrección se deberá a la pérdida de los compradores británicos y alemanes. Otra consecuencia del Brexit y de la recesión en la primera economía de la Unión Europea.

Situación de ‘impase’

Bernardos apunta también que el retroceso en el inmobiliario de la capital catalana será un situación de impase. “Cuando regresen los extranjeros los precios volverán a subir”, declara, una situación a la que espera llegar en el medio plazo.

Asimismo, niega de frente que se esté ante una nueva situación de burbuja. “Ni está ni se la espera”, indica, debido a que estamos aún ante un periodo de tipos de interés muy ajustados  y que la situación media del país aún es de una moderación del sector. España aún no ha recuperado los precios de antes de la crisis y en ciudades como Zaragoza, Córdoba o Múrcia aún se pueden comprar pisos a la mitad de lo que costaban en 2007.

Alquiler con bajadas moderadas

En cuanto al mercado del alquiler en Barcelona, la rebaja de los precios será más baja. Bernardos la sitúa al entorno del 3,4% y manda un correctivo a los propietarios de pisos que se resisten a aplicar rebaja a sus expectativas al arrendar. Señala que es complicado encontrar interesados en pisos a partir de los 1.200 euros y que el principal problema para los inversores es dejar los activos vacíos, no en recortar sus intenciones económicas.

Asimismo, asegura que la regulación que intenta aplicar la Generalitat tiene los días contados por invadir competencias estatales y que su efectividad será muy limitada. “Se ha copiado el proyecto que se aplicó en Berlín, si no funcionó allí, ¿qué nos hace pensar que sí triunfará en Barcelona?”, ha remarcado.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información