Menú Buscar
Iveco España, comercializadora de camiones y autobuses

Iveco, fabricante de camiones y autobuses, pierde 200 millones en dos años

06.05.2016 00:00 h.
2 min

Iveco España comercializó el año pasado 47.805 camiones y autobuses. De ellos, colocó en España 10.476 y destinó el resto a los mercados exteriores. Tales guarismos, traducidos a magnitudes económicas, arrojan una facturación de 2.391 millones de euros, frente a los 2.158 millones de 2014. El 77% de los ingresos provino de la exportación.

El flujo de caja de la compañía fue negativo en 32 millones. El beneficio de explotación casi se dobló, de 29 a 51 millones. Iveco se vio obligada a consignar provisiones por importe de 222 millones, debido a la desvalorización de algunas de sus filiales, sobre todo la de Brasil. En consecuencia, el resultado final se cifró en una pérdida de 97,6 millones, levemente inferior a la del año anterior.

La firma participa directamente en nueve empresas, que registraron unos números rojos agregados de 115 millones. Asimismo es accionista de forma indirecta en otras once, que declararon ganancias de 84 millones.

Líder del mercado español

Tal como viene ocurriendo durante los últimos años, Iveco España cerró 2015 con un fondo de maniobra negativo, por importe de 512 millones. No obstante, la empresa cuenta con el sólido apoyo de su matriz, el grupo británico CNH. Ese respaldo se manifestó durante el ejercicio pasado mediante una inyección de fondos de 116 millones, que evitan la entrada de la compañía en causa de disolución.

Iveco España posee fábricas en Madrid y Valladolid, con 3.931 empleados, amén de una red de 41 concesionarios. Es líder absoluto del mercado ibérico en vehículos ligeros --de 3,5 a 6 toneladas-- con un cupo de mercado del 19,6%. En vehículos medios --de 6,01 a 16 toneladas-- acapara el 49,4%. Y en pesados luce un 18,8% de cuota.

En autobuses, Iveco es la segunda productora del país. Comercializó el 20,7% de los 2.883 autobuses que se vendieron en el mercado nacional. La compañía está presidida por Jaime Revilla Arroyo.

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información