Menú Buscar
El plan sanitario que causará 257 despidos no tiene impacto social, según la consejería de Salud.

Comín sostiene que los 257 despidos en la sanidad catalana "no tienen impacto social"

La Consejería de Salud cree que la Clínica del Vallés y el Hospital General de Cataluña son "innecesarios" en la red pública

Ignasi Jorro
28.04.2016 23:33 h.
3 min

La Consejería de Salud del Govern, que dirige Toni Comín, considera que el plan que provocará 257 despidos en la sanidad catalana "no tendrá impacto social". El documento del Servei Català de la Salut (CatSalut) que certifica la expulsión de la Clínica del Vallés y el Hospital General de Cataluña (HGC) de la red pública, indica que la exclusión, que provocará 257 despidos, tampoco tiene "huella económica".

Memoria general del Catsalut.El informe, al que ha podido acceder Crónica Global, señala que la medida no afectará a los presupuestos de la Generalitat de Cataluña, pese a que los hospitales públicos deberán absorber la carga extra de trabajo de los centros que abandonan el sistema público.

La orden subraya que la Clínica del Vallés y el Hospital General de Cataluña "no se consideran necesarios para desarrollar la actividad ordinaria que corresponde a la red de centros de internamiento de utilización pública de Cataluña", el llamado Siscat.

Los médicos, en contra

La evaluación del departamento contrasta con la opinión de los profesionales consultados por este medio. La expulsión de los dos centros privados tensionará la Corporació Sanitària Taulí, un hospital público que ya muestra congestión.

Un profesional del comité de empresa del complejo médico de Sabadell recuerda que "se han cerrado dos plantas durante los recortes acometidos como consecuencia de la crisis". Ello ha redundado en una reducción de la capacidad para drenar las urgencias.

Precisamente, el martes, el recuento matinal del Taulí, que elabora el comité de empresa, incluía a 40 enfermos esperando cama.

Del lunes al martes, la corporación sanitaria tuvo que desviar a seis pacientes a los dos hospitales que el documento considera "innecesarios" en la planificación asistencial.

Despidos

Además de la imposibilidad de realizar derivaciones de pacientes de las urgencias, la expulsión de los dos centros afectará, según los médicos consultados, al "diagnóstico, radioterapia y postoperatorios".

La decisión del CatSalut ha provocado el anuncio de un expediente de regulación de empleo en la Clínica del Vallés y en el Hospital General. Cuando venza el convenio con ambos centros (en agosto y diciembre), los complejos hospitalarios tendrán que prescindir de 109 y 157 trabajadores, respectivamente.