Menú Buscar

Los comerciantes catalanes dan por muertas las rebajas tras la nueva ley

Creen que la normativa dará paso a un periodo de ofertas permanente y reclaman que se mantengan fechas concretas

Los comerciantes catalanes creen que las rebajas tradicionales están tocando a su fin / EFE
12.01.2017 00:00 h.
4 min

Las actuales rebajas serán las últimas antes de que entre en vigor la liberalización comercial aprobada por la Generalitat. La normativa, que será tramitada en breve, permitirá a los comerciantes elegir sin restricciones el momento en que arrancar el periodo de descuentos. Esto significa, en opinión de los comerciantes, que las rebajas tradicionales tienen los días contados.

Al menos, es lo que asegura el presidente de Pimec Comerç, Àlex Goñi, que pronostica que "en un par de años, las rebajas como tales desaparecerán", dando paso a unas "permanentes”. "Un concepto que carece de sentido, pues si no terminan dejan de ser rebajas", añade. Goñi también se muestra receloso con los descuentos del 70%, cada vez más frecuentes: "Lo normal es un 10% o un 20%, pero, ¿alguien cree que a un comerciante le resulta rentable aplicar descuentos tan altos?". Sin embargo, el presidente de Pimec confía en que el "público, que no es tonto, se dará cuenta de este engaño".

Inseguridad jurídica

La culpa de esta situación, a su juicio, reside en la inseguridad jurídica que afecta al sector. “Todo el mundo hace lo que se le antoja sin que nadie fiscalice nada”, explica. A este descontrol, recuerda, se suma el hecho de que en Cataluña haya dos legislaciones, la autonómica y la estatal, que entran en contradicción. En este sentido, Goñi no duda de que, en cuanto se promulgue la nueva ley catalana, será "recurrida por el Tribunal Constitucional", con lo que la confusión actual, lejos de remitir, aumentará.

Pese a todo, las ventas de la presente campaña, sobre todo durante el primer fin de semana, están siendo positivas. Y es que, como sostiene Gabriel Jené, presidente del grupo de ejes comerciales Barcelona Oberta, el "consumo está más despabilado, y todo parece indicar que seguirá así". No en vano, el "domingo de rebajas sigue contándose entre los dos o tres más importantes de los diez festivos anuales en los que se permite abrir”.

La Generalitat no se implica

Para Jené, no obstante, es crucial que, al margen de liberalización en ciernes, los vendedores acuerden fechas únicas para el comienzo de las rebajas, tanto en invierno como en verano. "Instaurar un día oficial de arranque, además de evitar confusiones, genera un efecto llamada que multiplica las ventas", aclara. Por otra parte, critica que la Generalitat no promocione el consumo en estas fechas. “Del mismo modo que respalda otras iniciativas de muy diversa índole, no veo por qué no debería potenciar el comercio”, concluye.

¿Quiere hacer un comentario?