Menú Buscar
Billetes de euro que genera el BCE / CG

El BCE destina 750.000 millones a compra de deuda pública y privada por el coronavirus

El banco emisor sorprende a los mercados con un nuevo programa activado por la emergencia sanitaria que podría extenderse más allá de 2020

4 min

El Banco Central Europeo (BCE) ha aprobado por sorpresa la creación de un fondo de 750.000 millones de euros para comprar activos públicos y privados durante la crisis del coronavirus. La iniciativa se ha denominado Programa de Compras de Emergencia para Pandemias (PEPP) y su vigencia se extenderá hasta que se considere superada la crisis sanitaria creada por el Covid-19. Un panorama que no llegará antes de que finalice el año, según las estimaciones de la institución económica. 

El programa activado por el BCE pretende contrarrestar los "serios riesgos" que suponen las consecuencias del coronavirus sobre la política monetaria de la zona euro.

Adquisición de activos

El nuevo programa de compra activado realizará adquisiciones de "todas las categorías de activos elegibles" que se encuentran pormenorizadas en el actual Programa de Compra de Activos (PPA).

En un principio, las operaciones tendrían lugar durante 2020 pero el BCE se reserva el derecho de prolongar el programa si considera que la "fase de crisis" del Covid-19 aún no ha concluido. "Los tiempos extraordinarios requieren una acción extraordinaria. No hay límites a nuestro compromiso con el euro", ha expresado Christine Lagarde, presidenta del banco europeo. 

Flexibilidad de las compras

Las adquisiciones serán "flexibles", es decir, que distribuirán de forma irregular a lo largo del tiempo y el espacio. "Esto permite fluctuaciones en las distribuciones del flujo de compras en el tiempo, en los tipos de activos y entre jurisdicciones", ha indicado el equipo gestor del BCE

En este sentido, la institución ha aclarado que se concederá una exención de los requisitos de elegibilidad de los valores emitidos por el gobierno griego para las compras en el marco de este programa. 

Bonos públicos y privados

Por lo que se refiere a los bonos soberanos, el BCE mantendrá en el programa de emergencia por pandemia las cuotas por países dependiendo de su porcentaje de capital en la entidad, tal y como hace en otros programas similares.

En las compras de deuda privada, ampliará el espectro de activos que puede adquirir con respecto al Programa de Compra del Sector Corporativo (CSPP) a activos no financieros aunque mantendrá los criterios de calidad crediticia de este programa.

lagarde bce
Christine Lagarde, presidenta del BCE / EUROPA PRESS

Ayudas a todas las escalas

La autoridad monetaria ha defendido que "se asegurará de que todos los sectores de la economía", de familias a empresas y gobiernos, "se puedan beneficiar de condiciones de financiación ventajosas que les permitan absorber este impacto". De hecho, ha afirmado que "explorará todas las opciones" para reducir el "choque" del coronavirus en la economía y que está dispuesto a revisar sus criterios, en el caso de que impidan actuar con contundencia.

"El BCE no tolerará ningún riesgo a la transmisión eficaz de su política monetaria en todas la jurisdicciones de la eurozona", concluye la nota.