Menú Buscar
Oficina de teleoperadores / EFE

Para qué sirve estar en la lista Robinson y cómo usarla

Los ciudadanos que accedan a este servicio, podrán impedir que les llamen las empresas para venderles a cualquier hora

2 min

Por llamar de manera reiterada a un teléfono fijo, dos compañías de televenta tendrán que pagar 30.000 euros de multa cada una. Aunque la persona que se dio de baja alejase que trabajaba por turnos y que no le dejaban dormir.

La Audiencia Nacional ha confirmado sendas sanciones a dos compañías de telemarketing subcontratadas por la compañía telefónica Orange para ofrecer el producto Jazztel a unos clientes que estaban la lista de exclusión de llamadas: una base de datos conocida con el nombre de Lista Robinson.

Inscribirse de manera gratuita

La Ley Orgánica de Protección de Datos ofrece una lista de exclusión publicitaria desde el 25 de mayo de 2018. Los ciudadanos que deseen inscribirse en ella, lo podrán hacer de manera gratuita. En cambio, las empresas deben pagar para comprobar si tienen que enviar o no correos o llamar a según qué personas.

Los usuarios deben registrarse con su nombre propio y debe ser mayor de 14 años para acceder al servicio. También se pueden incluir los datos de menores de esta edad y personas fallecidas.

Llamas comerciales

Las personas que disfruten de este servicio no les podrán molestar con envío de mensajes o llamadas comerciales. Para finalizar el trámite, deberán contactar con la operadora en cuestión para asegurar que están en la lista y en un plazo de tres meses se evitarán toda la publicidad no deseada.

Aunque lo que ha pasado en los últimos casos es que pese a pertenecer a esta lista, la empresa no dejó de llamar al cliente. Este, en su derecho, denunció la acción a la Agencia Española de Protección de Datos. Y al final, los tribunales han fallado a favor del ciudadano.