Menú Buscar
Un hombre reza en la cubierta del Open Arms, frente a la costa de Lampedusa / EFE

La Fiscalía italiana ordena desembarcar a los migrantes e incautar el Open Arms

La petición de la justicia italiana llegó apenas cuatro horas después de que España decidiera enviar un buque de la Armada para llevarlos hasta Mallorca

20.08.2019 19:22 h.
5 min

El buque de rescate Open Arms desembarcó a última hora de la noche de este martes en el puerto de Lampedusa, en Italia, después de esperar durante 19 días la autorización de la justicia italiana para desembarcar a los migrantes y refugiados que fueron recogidos en el mar.

La Fiscalía de Agrigento (Sicilia) dio la orden del desembarco de las alrededor de 90 personas que iban a bordo del barco, y pidió también incautar el navío de la ONG española. Su llegada a tierra se produjo alrededor de la medianoche, antes de ser alojados en centros de acogida. 

La medida llegó horas después de que el fiscal Luigi Patronaggio examinara las condiciones del Open Arms, y la considerara necesaria debido a las precarias condiciones que sufrían los migrantes. Poco antes, el Gobierno español había decidido enviar un buque de la armada para llevarlos a Mallorca.

Intransigencia de Salvini

El ministro del Interior italiano, el ultraderechista y xenófobo Matteo Salvini, ya había anunciado por la tarde la posibilidad de que el fiscal tomara medidas, e insistió en su defensa de la doctrina de "puertos cerrados" aunque le llegue la "enésima" denuncia en contra. El dirigente de la Lega dice asumir el "riesgo personal" al que se expone.

Durante una comparecencia en Facebook, Salvini descartó que los migrantes y refugiados a bordo del Open Arms pudiesen desembarcar en Italia con su permiso, especialmente ahora que ha "convencido" a España de que envíe una patrullera de la Armada.

Dimisión del primer ministro Conte

El dirigente ultraderechista compareció al término de la sesión en el Senado en la que el primer ministro, Giuseppe Conte, anunció su dimisión. Salvini ha insistido en la necesidad de convocar elecciones.

La negativa de Salvini a que los migrantes pudieran desembarcar en Italia provocó que el barco de la ONG Proactiva Open Arms llevara más de dos semanas esperando cerca de la costa de Lampedusa. España, Portugal, Francia, Alemania, Rumania y Luxemburgo se habían ofrecido a repartirse a los migrantes.

Críticas a sus socios y a la ONG

El ministro italiano ha criticado a quienes desde dentro del Gobierno italiano sugerían que se autorizase la entrada en puerto del Open Arms.

Salvini ha cargado también contra la ONG, a la que ha acusado de cometer un "atentado a la soberanía nacional" por insistir en el desembarco en Italia incluso después de que el Gobierno de España ofreciese varios puertos. Proactiva Open Arms alegó que ni el barco ni sus ocupantes estaban en condiciones de emprender dicha travesía.

Xenofobia

Asimismo, el dirigente xenófobo ha reprochado a la organización que haya viajado hasta Italia con migrantes rescatados cerca de Libia y de Malta, y le ha culpado de las condiciones higiénicas que pueda haber a bordo por la saturación del barco.

Italia, ha añadido Salvini, no será "un enorme campo de refugiados al servicio de Europa". El ministro ha expresado su temor por que haya intereses tanto dentro como fuera de Italia por favorecer un gobierno escorado a la izquierda dispuesto a "abrir los puertos" de nuevo, en aparente alusión a un posible acuerdo entre el Movimiento 5 Estrellas (M5S) y el Partido Democrático (PD).

La petición de la justicia italiana ha llegado apenas cuatro horas después de que el Gobierno español decidiera enviar un barco de la Armada para asistir y acompañar a los migrantes hasta Mallorca. El buque Audaz ha salido del puerto de la base gaditana de Rota hacia las 18:30 de esta tarde, y su llegada a Lampedusa está prevista para el viernes.

Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información