Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El cantautor Lluís Llach, en un acto del 2019 / EUROPA PRESS

Lluís Llach, decepcionado: "Ahora no estamos preparados para la independencia"

El cantautor carga contra la mesa de diálogo y la táctica de supervivencia de ERC y Junts, que han renunciado a la confrontación

3 min

Lluís Llach está decepcionado con los partidos independentistas y asume que, hoy por hoy, el movimiento separatista no está preparado para la secesión. El cantautor, otrora diputado de Junts y máximo responsable del desaparecido Consejo Asesor del Fórum Cívico por el Debate Constituyente, también dispara contra la llamada mesa de diálogo​: "Es una tomadura de pelo efectiva".

Reconoce que "la represión ha hecho mucho daño", pero, en especial, "a los dirigentes" políticos. Por ello, en sus palabras, la "única manera de resistir es la confrontación", algo a lo que, según él, han renunciado los principales partidos, en especial ERC. "El diálogo es fruto de la presión política. Si tú le das paz a tu adversario, no hay negociación. Confrontación es negociación. Paz no es negociación, es renuncia", contesta en El Punt Avui.

Estrategia de supervivencia

En este sentido, Llach pone sobre la mesa que muchos independentistas están decepcionados, enfadados o desmovilizados, y sostiene que la táctica actual de los socios de Govern es de pura supervivencia, de mantener sueldos: "Nos han hecho creer que no podemos. Pero la gente está".

"La estrategia actual ha situado al Estado en una zona de confort y ahora se siente archipoderoso. Y el resultado de todo esto podría ser que finalmente en el Estado gane la ultraderecha y vayamos hacia un desastre comunitario", vaticina. De hecho, afirma que "el poso del franquismo ha quedado".

Un nuevo referéndum

Preguntado por la posibilidad de un nuevo referéndum, solo lo aceptaría "si es pactado", pero repetir una consulta unilateral entraña "muchos riesgos". "¿Qué quiere decir?, ¿que el 1 de octubre no sirvió de nada? ¿Que aquellos 2,3 millones de votos no tienen importancia? ¿Que la represión no importa?", reflexiona. 

Según el cantautor, Cataluña es una colonia y el independentismo no lo ha "entendido", como tampoco que está en "un proceso de liberación nacional". Por ello, lamenta que la secesión no llegará en el corto plazo --al contrario de lo que defiende Junts--: "Ahora somos nosotros los que no estamos preparados".