Menú Buscar
Kit independentista de la ANC incluido en las bolsas repartidas a los participantes Sky Race Pedraforca.

Independencia en la cota 2.200

Sorpresa entre los 158 participantes de la Sky Race Pedraforca al recibir de manos de los organizadores un kit de propaganda secesionista de la ANC

María Jesús Cañizares
3 min

"Una camiseta, el dorsal, un vale de descuento para comer en un restaurante de la zona, información turística... Hasta ahí normal. Pero, junto a todo eso, había propaganda independentista de la ANC (Assemblea Nacional Catalana). Mi mujer y yo nos quedamos alucinados", explica a Crónica Global uno de los participantes en la 1ª Sky Race Pedraforca 360º celebrada el pasado domingo.

Un pañuelo, un calzador, bolígrafos, pins... Al kit independentista de la ANC incluido en las bolsas repartidas a los corredores no le faltaba detalle. "Es una forma de politizar el deporte y no estoy de acuerdo con ello", añade este aficionado al running.

"Entendemos que a la gente le moleste" 

Esta carrera, en la que participaron 158 personas, tenía como punto de partida y llegada la plaza Major de Gòsol, una localidad de poco más de 200 habitantes situada en la comarca del Berguedà que está inscrita en la Associació de Municipis per la Independència (AMI). El Ayuntamiento de Gòsol coorganizó el evento deportivo junto a la Asociación Deportiva Mountain Runners del Berguedà, creada en 2004 por un grupo de amigos de los deportes de montaña. Fuentes de esta entidad confesaron a este diario que están a favor del procés y que colaboran con la ANC siempre que pueden. "Entendemos que hubiera gente molesta, pero nosotros defendemos esa causa. Si no quieren participar en la próxima edición, están en su derecho", señalan.

El santuario soberanista de Pujol

No es casualidad que la entidad social encargada de organizar las movilizaciones ciudadanas a favor de un Estado catalán independiente eligiera esta carrera de alta montaña para promocionar sus actividades. La montaña del Pedraforca se convirtió en un santuario soberanista cuando, en 1983, el expresidente de la Generalitat Jordi Pujol subió a la cima y renovó sus votos con el nacionalismo catalán.

Sin embargo, tanta peregrinación --secesionista o no-- al Pedraforca ha provocado un grave deterioro de este macizo, lo que ha obligado a las administraciones a protegerlo y ofrecer rutas alternativas, como es el caso de la Sky Race Pedraforca 360º. Los corredores, que cubrieron una distancia de 26,5 kilómetros, rodearon el Pedraforca por el Coll del Verdet, llegando a una cota máxima de 2.200 metros de altura.