Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El director general de comunicación de la Generalitat, Jaume Clotet, a su salida tras declarar esta mañana ante la Guardia Civil en la Comandancia de Travessera de Grácia (Barcelona) / EFE imputados

El juez imputa al ex secretario de Presidencia y al ex jefe de prensa Puigdemont por el 1-O

Joaquim Nim y Jaume Clotet acudirán en calidad de investigados por la paralización de algunos pagos cuando se inició la investigación judicial

3 min

El titular del Juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona, Juan Antonio Ramírez Sunyer, que investiga la organización del referéndum ilegal celebrado el 1 de octubre, ha citado en calidad de investigados para el próximo 2 de mayo al ex secretario de Presidencia de la Generalitat Joaquim Nim y al que fuera responsable de Comunicación del expresidente Carles Puigdemont Jaume Clotet.

El ex director de Difusión de la Generalitat Ignasi Genovés y Ana María Molas, jefa de prensa del Departamento de Exteriores que dirigía Raül Romeva, acudirán ese mismo día como testigos y horas antes de la comparecencia de los nuevos imputados.

Más comparecencias

Algunas fuentes sostienen que Genovés ya ha comparecido ante el magistrado y habría ordenado no pagar determinadas campañas relacionadas con la consulta ilegal del 1-O. Molas, por su parte, fue quien encargó la campaña y vídeo para motivar a los catalanes que viven en el extranjero a votar en el referéndum. 

Otra testigo citada, una semana más tarde, es la responsable de la Corporació Catalana de Mitjans Audiovisuals (CCMA), Nuria Llorach.

Paralización de determinados pagos

Los interrogatorios se realizarán para desmantelar la supuesta trama de pagos de la Generalitat. Al parecer, cuando se inició la investigación judicial la Generalitat de Cataluña ordenó no efectuar algunos desembolsos relacionados con el referéndum. Según explicó en el juzgado el administrador de la empresa Estudio Dada de diseño y comunicación, que realizó el vídeo del 1-O para los catalanes en el exterior, David Maciá, Genovés le envió un correo en el que le explicaba que su factura no se podía pagar y aludía a la investigación judicial del caso.

La factura por dicho vídeo ascendía a 9.000 eurpos sin contar impuestos y tiene fecha de abril de 2017. Además, la persona encargada de realizar el vídeo confesó que contactó en una ocasión con Jaume Mestre, encargado de difusión, para cobrar el dinero. Dicho testigo ya declaró que: "No se pagó nada. Porque el director general, Genovés, vino y dijo: 'no se puede pagar esto".

Destacadas en Política