Menú Buscar
Isabel Celaá, durante la rueda de prensa en La Moncloa tras la reunión de Consejo de Ministros / EFE

La respuesta del Gobierno: no dará instrucciones a la Abogacía sobre Junqueras

Isabel Celaá apela a la separación de poderes en relación a la sentencia del TJUE sobre el líder de ERC y al "diálogo dentro de la ley" sobre la investidura de Pedro Sánchez

5 min

Separación de poderes y diálogo dentro de la ley. Esa es la respuesta del Gobierno a las reclamaciones de ERC a raíz de la sentencia del Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) sobre la inmunidad de su líder, Oriol Junqueras, mientras se encontraba en prisión preventiva.

La portavoz del Ejecutivo, Isabel Celaá, ha asegurado este viernes que el Gobierno español "no da instrucciones" a la Abogacía del Estado para orientar el informe que el Tribunal Supremo le ha solicitado para el cumplimiento de la sentencia de la justicia europea sobre Junqueras.

"Principio de legalidad"

Celaá ha apuntado que la Abogacía actúa según el "principio de legalidad" y "buscando el interés general", y ha explicado que dicho servicio jurídico está estudiando en profundidad la sentencia dictada el jueves por el TJUE. Subrayando, en este sentido, que desde el Gobierno "no hay ninguna instrucción al respecto".

Sin entrar al fondo del asunto, la portavoz del Gobierno ha recordado que Junqueras ya ha sido condenado en firme por el Supremo --13 años de prisión por sedición y malversación-- y ya no se encuentra no en prisión preventiva, como ocurría en junio cuando la Abogacía informó a favor de que se le dejara en libertad provisional para recoger su acta como eurodiputado.

Las garantías del Supremo y Puigdemont

"Dejemos lo judicial en manos de los tribunales", ha insistido la portavoz del Ejecutivo. Y ha defendido al Supremo apuntando que, si el TJUE se ha pronunciado al respecto, ha sido gracias a una cuestión prejudicial elevada por el tribunal español. Algo que demuestra que el Supremo "es garantista", y que la justicia española busca siempre que los acusados tengan las máximas garantías.

Sobre el hecho de que la sentencia del TJUE haya propiciado la elección de Carles Puigdemont como europarlamentario al encontrarse fugado, Celaá ha señalado que esa acreditación es provisional, y que el expresidente de la Generalitat aún tiene "cuentas pendientes" con la Justicia española, que "obviamente tendrá que sustanciar".

'Dardo' a Rajoy

Celaá, por otra parte, ha insinuado que la situación actual es fruto en parte de la gestión del procés independentista catalán por parte del anterior Gobierno de Mariano Rajoy: "Lo que estamos tratando ahora se corresponde con el resultado de un tratamiento inadecuado de los problemas políticos a través de los ámbitos judiciales", ha indicado.

Dicho esto, ha destacado que, llegados a este punto, "la separación de poderes es clave para mantener la calidad de la democracia española. Mantenemos nuestra propuesta de diálogo dentro de la ley, garante de esa convivencia, y convierte la ley al servicio de las personas".

Negociaciones con ERC

Por lo que respecta a las negociaciones con ERC para que ésta se abstenga en la investidura de Pedro Sánchez como presidente, Celaá ha destacado que "no queremos unas terceras elecciones, pero parece claro que los partidos de derechas sí las quieren. Persiste el bloqueo por parte de las derechas. Hemos de reconocer la necesidad de construir una nueva etapa de diálogo, negociación y acuerdo entre todos los actores políticos".

Celaá ha apelado a la oposición a no bloquear la formación de un Gobierno: "Bastaría con su abstención. Es hora de que quienes han perdido las elecciones reconozcan los resultados de dos elecciones generales mantenidas en el mismo año y de otras tres elecciones municipales, autonómicas y europeas en las que ha habido un claro ganador".