Menú Buscar
El candidato del PSOE Pedro Sánchez, junto a uno de los lemas de su campaña.

El futuro del PSOE depende de tres millones de indecisos 

El aumento de la participación y la reacción a un posible “sorpasso” de Unidos Podemos serán determinantes para Pedro Sánchez, el candidato que más depende de la campaña

María Jesús Cañizares
3 min

La pregunta se repite como un mantra: ¿para qué sirven las campañas electorales? Internet ha diversificado las fuentes de información sobre los candidatos y sus programas lo que, unido a la creencia de que los políticos siempre están en campaña, induce a creer que dos semanas de propaganda “oficial” es innecesaria.

Sin embargo, llegados al ecuador de la campaña para las elecciones del 26J, las encuestas de intención de voto demuestran que, al menos para el PSOE, las cosas sí pueden cambiar de aquí a la cita con las urnas.

Sorpresas

El último barómetro del CIS, publicado el mismo día en que arrancaba la campaña, cuantificaba en un 30% el porcentaje de electorado indeciso. Una cifra tan relevante como decisiva, pues puede provocar sorpresas, condicionar resultados y determinar la estrategia de pactos. La directora de la empresa demoscópica MyWorld, Belén Barreiro, responsable de las encuestas realizadas para la cadena Ser, ha extrapolado esos datos y afirma que ese volumen de indecisos corresponde de 9,7 millones de votantes. Y de éstos, casi tres millones expresan dudas sobre si votar al PSOE o a otra formación.

Movilización

Como se sabe, los sondeos de intención de voto apuntan a un posible “sorpasso” de Unidos Podemos sobre el PSOE, que en las anteriores elecciones del 20D quedó en segunda posición. De ahí la importancia del voto final de esos indecisos. Según Barreiro, de esos tres millones de indecisos que tiene el electorado del PSOE, cerca de 1,2 millones duda entre votar a este partido o a Unidos Podemos. Otros 900.000 no sabe si votar al PSOE o al PP, y otros 900.000 se debate entre los socialistas o Ciudadanos. El aumento de la participación --las peticiones del voto por correo se ha duplicado respecto al 20D-- y la reacción del electorado socialista al citado “sorpasso” de Unidos Podemos resultan claves en la posible recuperación del PSOE.

El fenómeno Podemos

En declaraciones a la cadena Ser, Barreiro ha explicado que la campaña está reforzando el crecimiento de Podemos y que, según una encuesta propia basada en 1.500 entrevistas realizadas después del debate del pasado lunes, la mayoría de los votantes del PSOE apuestan por un gobierno de izquierdas y creen que, finalmente, este partido pactará con Unidos Podemos.

Por el contrario, la encuesta de GESOP para El Periódico desvela que la campaña está pasando factura a la coalición formada por Podemos e IU --pierde un escaño respecto a un sondeo anterior--, mientras que el PSOE aguanta pese a tener un 20,9% de indecisos.