Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El Trambesós, a su paso por la Torre Agbar de Barcelona.

Colau gastará 175 millones en conectar el tranvía por la Diagonal

El ayuntamiento rechaza la unión por Provença y la construcción de un túnel, mucho más caros; la oposición no considera el proyecto prioritario

M. J. C.
3 min

La conexión del tranvía costará 175 millones de euros, según ha anunciado hoy el Ayuntamiento de Barcelona que, tras analizar los informes técnicos, ha determinado que la mejor opción es la unión de Trambaix y Trambesós en superficie por la avenida Diagonal, en el tramo comprendido entre Francesc Macià y Glòries.

De esta forma, el Consistorio rechaza las otras dos opciones, mucho más caras. Se trata de la conexión a través de la calle Provença, que costaba 210 millones, y mediante un túnel por la Diagonal, que suponía un gasto de 475 millones de euros. El gobierno municipal comenzará ahora el proceso de diálogo con los grupos políticos y la ciudadanía para dar a conocer estos trabajos y sumar el máximo consenso posible.

Los técnicos calculan que la opción del tranvía por la Diagonal daría respuesta a 220.000 usuarios diarios y permitiría retirar 12.500 vehículos de la circulación. El tiempo de ahorro, añaden, es de 2,5 minutos al día y la reducción de las emisiones de CO2 sería de 2.300 toneladas.

La advertencia de la oposición

Como se recordará, todos los grupos municipales --excepto Barcelona en Comú y la CUP-- elaboraron un manifiesto sobre el tranvía que sirvió de toque de atención a Colau. En el mismo se advertía de que el proyecto no era prioritario y que su puesta en marcha exige el consenso de todos los partidos.

En este sentido, el líder municipal del PP, Alberto Fernández, ha expresado su rechazo al proyecto y ha cuestionado su coste, pues considera que es más urgente la obra del tramo de la L10 de metro La Marina-Zona Franca. Fernández ha instado a Colau a "respetar la consulta que se celebró en 2010, que tuvo un coste de 3 millones de euros y que además contó con el rechazo del 80% de los barceloneses que participaron".

El concejal de Ciutadans (C’s) Barcelona, Santiago Alonso, ha asegurado que su partido estudiará “con calma” los informes técnicos del tranvía, pero también ha manifestado que "la L10 del metro es una obra prioritaria”.

Para Alonso, con los informes sobre la mesa, “no sólo se trata de decidir el recorrido de la conexión del Trambaix y el Trambesós”, sino que “también hay que ver las posibilidades económicas del Ayuntamiento” para hacer frente a ambas inversiones.

Destacadas en Política