Menú Buscar
Pitita Ridruejo en una imagen de archivo / EE

La aristócrata Pitita Ridruejo muere a los 88 años

La dama, mujer del diplomático filipino Mike Stilianopoulos, obtuvo gran fama durante los años ochenta al dar a conocer que tenía visiones marianas

3 min

La aristócrata española Pitita Ridruejo ha fallecido esta madrugada en Madrid, a los 88 años de edad. La dama de la alta sociedad, que ha perdido la vida en su casa, era la mujer de Mike Stilianopoulos, diplomático de Filipinas en Gran Bretaña. Su fama se vio aumentada cuando aseguró haber visto a la Virgen en una aparición. 

La nacida como Esperanza Ridruejo era originaria de Soria. Estudió en el colegio de la Asunción de Madrid, y se especializó en Literatura Inglesa en Belmont (Inglaterra) y en la Universidad de Ginebra (Suiza). Su gran conocimiento de ámbitos artísticos le llevó a investigar en varios de estos registros, destacando en la pintura.

Entre Filipinas y España

Esta aristócrata se casó con Stilianopoulos a la tierna edad de 26 años y, por motivos laborales, se establecieron en Filipinas durante un tiempo. Más tarde volverían a España, aunque por poco tiempo: tras trece años en el país, en 1972 ambos fueron nombrados embajadores en las islas del Pacífico y volvieron a trasladarse. En 1984 se instalarían definitivamente en Madrid. 

Tuvieron tres hijos una vez regresados a España: Ana, en 1964, Carlos, en 1966 y Claudia en 1973. La hija menor desarrolló el gusto artístico que heredó de sus progenitores, aunque reconoció que no había recibido su influencia. Es conocida por sus esculturas monumentales, aunque también se ha dedicado a la pintura. 

Visiones Marianas

En la década de los ochenta, Pitita consiguió acaparar la atención de los aficionados a la prensa del corazón cuando declaró tener visiones marianas. Un aspecto que le llevó a escribir varios libros, entre ellos, Apariciones de la Virgen María: una investigación sobre las principales Mariofanías en el mundo​ y La Virgen María y sus apariciones, este último publicado en 2013.

Estas declaraciones le valieron algunas mofas por parte de la sociedad española. Incluso el programa de humor Muchachada Nui, de La 2, le dedicó un espacio en su sección Celebrities