Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
La vedette Norma Duval acude al último adiós de su madre / EP

Norma Duval se despide de su madre rota de dolor: "Se ha ido como se tenía que ir"

La vedette da el último adiós a Purificación tras varios años volcada por completo en la lucha contra el alzhéimer que padecía

3 min

Norma Duval ha asistido muy emocionada al entierro de su madre en el madrileño cementerio de San Isidro. La vedette ha atendido a la prensa a su salida con la clase y la amabilidad que la caracteriza, aunque visiblemente triste por la reciente pérdida. Sin embargo, se ha mostrado muy entera dado que pudo estar con ella hasta el último momento.

"Mi madre se ha ido tranquila, con mucho amor, rodeada de su familia. No hemos podido hacer más", ha señalado Norma Duval antes de agradecer la labor de los profesionales médicos que cuidan de personas como su madre, Purificación, enfermas de alzhéimer.

Un duro momento para Norma Duval

La madre de Norma Duval llevaba 10 años padeciendo un alzhéimer que se agravó en los últimos tiempos, hasta que la enfermedad le provocó un "paro cardíaco respiratorio" que se la llevó el pasado 24 de mayo. "El corazón, que ha dejado de funcionar", ha apuntado la vedette al contar la causa de la muerte de su progenitora.

Feliz porque pudo estar al lado de Purificación en sus últimos días de vida, Norma ha confesado que "he podido disfrutar de ella y estar con ella, pero ya estaba muy delicada los últimos años". Sin embargo, por suerte para los suyos, la mujer "se ha ido tranquila, rodeada de su familia y como ella quería".

"Se ha ido como se tenía que ir"

En este sentido, la vedette asegura que lo han dado todo por ella para que se fuera en las mejores condiciones posibles. De hecho, tiene claro que "no hemos podido hacer más, hemos hecho todo lo que hemos podido". Una afirmación con la que demuestra tener la conciencia tranquila, dado que su madre "era muy importante para mí".

"Ha tenido una enfermedad muy larga, el alzhéimer es muy duro", reconoce muy emocionada Norma Duval, que también ha agradecido su labor a aquellos "que cuidan a los demás. Es de una generosidad enorme. No solo para el enfermo, sino para las personas que están alrededor. La han mimado mucho. Toda la familia, todos la han querido. Y las chicas que la han cuidado, todas la han querido, maravillosas, con un cariño enorme. Y nada, no puedo decir más. Mi madre se ha ido, pero como se tenía que ir. Con su familia y con mucho amor", sentencia la vedette.