Menú Buscar
Una foto de archivo de un ejemplar del lobo ibérico / EFE

Más de 100.000 firmas piden prohibir la caza del lobo e invalidar su censo

Una empresa de turismo de naturaleza ha realizado un estudio sobre la presencia del lobo en Castilla y León y sostiene que el número de ejemplares es menor al que refleja el censo

3 min

Más de 100.000 personas han firmado una petición en internet para que se prohíba el aprovechamiento cinegético del lobo, se supriman las reservas regionales de caza de Castilla y León y se invalide el censo regional de la especie elaborado por este Gobierno autonómico.

La petición, formulada a través de la plataforma change.org, está promovida por Lobisome Naturaleza, una empresa zamorana de turismo de naturaleza que ha realizado un estudio alternativo sobre la presencia del lobo en esta comunidad autónoma y que sostiene que el número de ejemplares es menor al que refleja el censo oficial.

La reclamación, que este sábado ha alcanzado las 102.700 firmas en change.org, está dirigida a la ministra de Agricultura, Isabel García Tejerina.

Lobisome Naturaleza, al frente de la cual se encuentra el naturalista Carlos Soria, ha sostenido que el estudio del Gobierno regional sobre la población de cánidos carece de rigor científico y tiene "la pretensión de intensificar la persecución legal" del lobo.

Un censo dudoso

El censo de los años 2012-2013 ha sido criticado por esta empresa de turismo de naturaleza, ya que se basa en datos "filtrados" desde la Administración autonómica y donde figura que la población se había incrementado un 20 por ciento respecto al censo de 2001, algo que cuestionan los firmantes de la petición.

Además de dudar de la fiabilidad de este censo, sostienen que el modelo de aprovechamiento cinegético de las reservas regionales de caza de Castilla y León no permite asegurar a largo plazo las poblaciones de lobo ibérico. También se ha aludido a estudios que apuntan a la pérdida de variabilidad genética que sufre el lobo ibérico y a cómo su caza agrava este proceso.

Por todo ello, la petición a la ministra García Tejerina ha reclamado la "prohibición inmediata" del aprovechamiento cinegético del lobo en Castilla y León y su "estricta protección legal" en España, al igual que sucede en Portugal, Italia o Francia.

Por último, los firmantes han reclamado que se invaliden los resultados del último censo regional del lobo en Castilla y León y se efectúe un nuevo estudio realiza por expertos "independientes y de avalada competencia científica"