Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Personas disfrutando de los conciertos y festivales / UNSPLASH - VISNHU R NAIR

¿Qué va a pasar con los conciertos y festivales de verano con el coronavirus?

La industria musical se está viendo afectada por la propagación de esta pandemia mundial

Juan Antonio Marín
6 min

Con la propagación del nuevo COVID-19 la mayoría de actividad habitual ha cambiado o se ha parado. Una de las industrias que más se a las que más le ha afectado la esta etapa de cuarentena es la musical. La mayoría de salas de los grandes núcleos de población en España ha tenido que cerrar sus puertas cancelando así un gran número de conciertos y espectáculos de ocio que ya se encontraban programados. Ha ocurrido lo mismo con algunos festivales.

Las grandes citas musicales del verano también corren peligro con este estado de alarma para frenar al coronavirus. De hecho algunos festivales ya se han visto obligados a mover sus días de celebración a otra parte del calendario donde se antoja más seguro su desarrollo. Esta semana se han conocido los nombres de esos festivales que ya tienen nuevas fechas. También se han presentado las medidas que han tomado algunos de los órganos pesados en la industria.

Se podrán celebrar

El WARM-UP Festival ha sido uno de los primeros eventos en confirmar su aplazamiento. El festival celebrado en Murcia ha comunicado a través de las redes sociales que los días seleccionados para llevar a cabo esta nueva edición serán el 2 y el 3 de octubre. Y es que la fecha principal, fijada el 1 de mayo, corría peligro debido a  las consecuencias que está generando esta nueva pandemia, con la que se intenta evitar grandes aglomeraciones.

Lo mismo ha ocurrido con uno de los grandes clásicos del país. Por primera vez en mucho tiempo el Viñarock ha tenido que aplazarse. El mítico festival celebrado en el pueblo de Villarrobledo es uno de los más influyentes a nivel nacional. A lo largo de sus 24 ediciones ha visto pasar por sus escenarios a bandas de la talla de Los Suaves, Extremoduro o Barricada. Los asistentes tendrán que esperar hasta el 9 de octubre para disfrutar de esta gran cita rockera.

Aún no hay peligro

La situación excepcional que vive el país en estos momentos se ha llevado ya unos cuantos conciertos por delante. Artistas como Pablo Alborán, Izal o Pasión Vega se han visto obligados a suspender o aplazar algunas fechas de sus giras que se iban a celebrar de manera inminente. Varios de estos eventos alcanzan ya los meses de abril y mayo, meses que se encuentran muy próximos al verano.

Personas disfrutando de los conciertos y festivales / UNSPLASH - JAMES BARBOSA
Personas disfrutando de los conciertos y festivales / UNSPLASH - JAMES BARBOSA

Aún así, con vistas al futuro, la época estival podría no peligrar ya que muchos promotores y salas de conciertos comienzan a reubicar fechas en el mes de junio. Izal ha sido una de los últimos artistas en trasladar uno de sus eventos ha el primer mes del verano. Al igual ocurre con conocidas salas de conciertos como La Sol o Razzmatazz, que también está cerrando días en junio para que se puedan celebrar varios de los conciertos pospuestos.

La unión hace la fuerza

Con la llegada del Coronavirus a España una de las principales medidas que decidió adoptar el Gobierno fue la de reducir el aforo de las pequeñas salas a un tercio del total. No ocurriría lo mismo con los eventos de más de 1.000 personas que decidieron suspenderse para evitar la concentración de grandes masas de gente. En un principio estos pequeños conciertos sí se celebrarían aunque al decretar el estado de alarma todo se vendría abajo.

Llegados a esta situación varios órganos con peso dentro de la industria musical han decidido adoptar una serie de recursos de cara al futuro del sector. SGAE, AIE y AGEDI se han unido para tomar varias decisiones con el fin de reducir el impacto que puede generar esta crisis del COVID-19. Entre las más importantes se encuentran la de aplazar los pagos pendientes y la concesión de moratorias a los empresarios que cumplen con la Ley de Propiedad Intelectual durante estas fechas.

Para un futuro mejor

Otras compañías del mundo de la música también se han dirigido al Gobierno. Uno de los fines más importantes de este tipo de organizaciones es intentar reducir las pérdidas que se van a generar durante este periodo.

La Federación de Música en España se ha postulado como una de las instituciones encargadas de elaborar un informe con destino a Moncloa para volver a reanudar de forma exitosa la industria de la música una vez se levante esta situación de alarma.