Menú Buscar
Usuario escribiendo en uno de los llamados ordenadores portátiles / UNSPLASH

Estos tres portátiles cuestan menos de 1.000 euros

Una serie de propuestas entre las que elegir el dispositivo que mejor se adapta a las necesidades de cada usuario

Juan Antonio Marín
6 min

Lo primero que debe preguntarse uno antes de comprar un nuevo ordenador, ya sea portátil o de sobremesa es qué uso que se le va a dar. Actualmente, la mayoría de tablets que se venden pueden cumplir a la perfección con las tareas básicas para las que un usuario estándar utilizará el dispositivo: consultar internet, el correo electrónico, consumir contenido en plataformas de streaming, crear y editar algún documento y jugar ocasionalmente.

Es por eso que las tablets están ganando mucho terreno a los portátiles, de hecho, ya son pocas marcas las que se atreven a vender aquellos dispositivos que se llamaron notebook y que dieron más de un quebradero de cabeza a sus usuarios al no estar optimizados al 100%. Sin embargo, la cosa ha cambiado y ahora la mayoría de tabletas pueden usar su potencia para casi cualquier cosa.

Apps o no apps

La barrera, por el momento se encuentra en las aplicaciones que pueden utilizarse con cada dispositivo. Por ejemplo, en la mayoría de tablets no se pueden utilizar apps profesionales de diseño, como la suite de Adobe, AutoCAD o editores para escribir código, como los que usan los desarrolladores.

Tampoco se pueden ejecutar muchos juegos que están creados para PC, por lo que habrá que tener todo esto en cuenta antes de apostar por uno u otro dispositivo. Así, para facilitar la elección de un portátil adecuado, ofrecemos tres opciones que hemos probado para que la compra sea mucho más sencilla.

Surface Pro 7

Buena prueba de que la delgada línea entre las tabletas y los portátiles es cada vez más difusa es la gama Surface de Microsoft. Tan difusa, que la pantalla de este dispositivo es totalmente táctil, lo que permite usarla tanto con un ratón externo como con los propios dedos o incluso con su lápiz digital, abriendo un abanico de posibilidades de uso.

Lo bueno de esta elección es que permite la facilidad de uso y la comodidad de las tabletas y, conectándole la funda con teclado incorporado, se amplían las posibilidades a las de un portátil más tradicional, algo que seguro que agradecen muchos usuarios, sobre todo a la hora de trabajar con documentos de texto. Eso sí, la configuración más básica (4 GB de RAM, procesador Intel Core i3 y 128 GB de almacenamiento) puede quedarse algo corta para algunos usuarios. Ese modelo está a la venta por 899 euros y será el usuario el que decida si aumenta más sus características a costa de un precio mayor.

Lenovo Ideapad S145

El segundo de la lista es el Lenovo Ideapad S145, lo que se dice un ordenador todoterreno que satisfará las necesidades de la gran mayoría de los usuarios. Este portátil cuenta con una pantalla de 15,4 pulgadas Full HD, más que suficiente para usarlo cómodamente tanto en casa como en movilidad. En su interior, monta un procesador Intel Core i5 de octava generación a 2,4 Ghz, lo que facilita enormemente la mayoría de tareas más pesadas.

La configuración base cuenta también con una memoria RAM de 8 GB, el estándar desde hace algún tiempo para que todo vaya fluido al usar varias aplicaciones al mismo tiempo y, lo mejor, es que monta un disco duro SSD de 256 GB. No es mucho almacenamiento, pero sí que le aporta un extra de velocidad en todas las acciones que merece la pena, además de reducir notablemente su peso. El acabado de la tapa es en aluminio, aunque el resto del portátil está construido en plástico, lo que reduce significativamente su tacto premium. Eso sí, quizá esta elección de materiales es lo que hace que se pueda encontrar, con algún descuento, por debajo de los 550 euros en grandes almacenes.

Mi Laptop Air 13

Por último, el tercer portátil de nuestra lista es el Mi Laptop Air 13 de Xiaomi. Este dispositivo es el más ligero de la lista, con poco más de un kilo de peso, pero tiene un gran acabado en aluminio que lo hace lucir como un modelo auténticamente premium. El teclado es retroiluminado y su pantalla de 13 pulgadas es Full HD, terminando por redondear un equipo muy completo.

El cargador por USB C, el procesador Intel core i5, 8GB de RAM y los 256 GB de memoria RAM hace que sea un dispositivo apto para todo tipo de usuarios, tanto como el modelo de Lenovo. Eso sí, su peso, dimensiones y, sobre todo, su acabado, hace que sea mucho más cómodo de transportar para el día a día, a cambio de una menor diagonal de pantalla. Su precio, 899 euros.