Desigual factura el 8% menos por la caída de las ventas en Europa

El beneficio bruto de la textil cae el 17%, aunque el plan de eficiencias que ha implementado a lo largo del año empuja el resultado neto hasta los 71 millones, el 9% más

2 min
Imagen de archivo de las oficinas centrales de Desigual, situadas en Barcelona / CG

Desigual ha cerrado su segundo ejercicio de transición con una nueva caída de la facturación del 7,8%. La textil ha ingresado 861 millones de euros, menos que el ejercicio precedente, por la caída de las ventas en los mercados europeos. Y tiene una gran dependencia de esta plaza. Supone el 90% del total de su cifra de comercialización.

El resultado bruto (Ebitda) se situó en los 166 millones, el 17% menos que lo registrado en el año anterior. El grupo justifica este resultado por la “bajada de la facturación, la subida del dólar frente al euro y a la inversión en calidad a través de la incorporación de nuevos tejidos y materiales”.

Plan de eficiencias

La compañía fundada y dirigida por Thomas Meyer ha conseguido presentar a sus accionistas un resultado definitivo alejado de estas cifras que se apoya en recortes internos. El plan de eficiencias que se inició en 2015 ha propiciado que el beneficio neto de la sociedad mejore el 9% hasta los 71 millones.

Fuentes de la compañía indican que los ajustes en el gasto corriente se centran en “revisar la red de tiendas, las geografías y las categorías”. Además, se han realizado menos provisiones extraordinarias que en el ejercicio precedente.

Cierra 2016 con una posición neta de caja de 381 millones de euros, 83 más que en 2015.

Fichaje de David Meire

Desigual estrena ejercicio con un nuevo ejecutivo en su directiva. Meyer ha fichado a David Meire, procedente de Nike. El hasta ahora director de retail de la marca deportiva en Europa (llevaba 17 años en la compañía) ha aterrizado como director de cliente.

Será el responsable de “preparar la próxima fase de crecimiento” de la textil con sede en Barcelona. Se espera que mejore las áreas de marketing y comunicación. Trabajará para este objetivo junto al responsable corporativo, Alberto Ojinaga, y el propio Meyer.

¿Quiere hacer un comentario?