Menú Buscar

¿Es esto racismo? Pelea entre un vigilante y un pasajero negro en Barcelona

Un choque entre un guardia de la Estación de Sants y un viajero de color enciende un debate en las redes sociales sobre la intervención del profesional

15.02.2019 12:51 h.
4 min

¿Racismo o una actuación proporcionada por la actitud desobediente del pasajero? Un vídeo de una pelea entre un vigilante de seguridad de la Estación de Sants (Barcelona) --que ha sido apartado por Renfe-- y un viajero ha generado un acalorado debate en las redes sociales sobre la xenofobia o el impropio comportamiento de la supuesta víctima.

En la grabación, que ha difundido la plataforma Es Racismo, con sede en Madrid, se observa a un guardia del hub ferroviario barcelonés tratando de cortar el paso al pasajero. Éste no le hace caso y prosigue su camino, lo que obliga al profesional a empujarle. "¿Vamos fuera?", provoca el viajero. "Pues vamos fuera", se aviene el vigilante de seguridad. Una vez en el exterior, el trabajador le vuelve a pedir el billete, algo que había hecho en reiteradas ocasiones, pero el ciudadano sigue en sus trece. La discusión solo termina cuando interviene un agente del Área Regional de Recursos Operativos (Arro) de los Mossos d'Esquadra.

"Racismo"

El incidente en la Estación de Sants ha merecido la descripción de "racista" por parte de la oenegé. Según esta organización, "un guardia de seguridad empuja y actúa con actitud chulesca y violenta contra un viajero de cercanías. El único al que pidió el billete. Así actúa la "seguridad" contra lo cuerpos racializados". Según EsRacismo, "el agente de seguridad no actúa así por casualidad, es conocedor de la criminalización racial --que contribuye a reforzar-- y sabe que en el espacio público puede actuar así sin impedimentos. Suerte que estaba siendo grabado por Ayoub. La policía no es garantía de nada".

La asociación advierte que el pasajero "no había cometido ninguna infracción" y que, finalmente, los Mossos "identificaron" al vigilante de seguridad. Aún así, tilda la entidad de "asquerosa", ya que "emite un juicio antes de saber nada". Ello, siempre para la misma fuente, "no es nada nuevo para un cuerpo policial que persigue, violenta y encierra a personas que tratan de sobrevivir vendiendo en una manta".

"Necesitamos más efectivos"

La denuncia de la oenegé no ha convencido a los sindicatos. ADN Sindical ha lamentado que el pasajero "viajara sin billete y se saltara los tornos para poder salir de la zona del hall". En esta situación, "al vigilante no le queda más remedio que identificarlo para que sea sancionado en cumplimiento de sus obligaciones y de la ley vigente". Ha agregado un portavoz de esta asociación de profesionales de la seguridad que "es lo de siempre. La gente, en lugar de apoyarnos, nos graba para después insultarnos".

La representación de la parte social también ha vuelto a pedir "más efectivos" en los transportes públicos de Barcelona y su conurbación. "Fíjese que actúa un solo vigilante. Si hubieran sido dos, no se hubiera llegado a esta situación tan tensa, en la que se citan para quedar fuera y demás. Si nos faltan efectivos no podemos actuar con la debida diligencia: las empresas deben ser conscientes de ello".

¿Quiere hacer un comentario?