Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Trabajador asistiendo a un evento virtual / FREEPIK

Ventajas e inconvenientes de los eventos virtuales

El ahorro en la inversión es el factor mejor valorado por las empresas, mientras empleados y clientes lamentan las dificultades para construir relaciones

Fernando Baquero
4 min

El coronavirus ha cambiado la vida tal y como la conocíamos. La vida profesional, más que ninguna otra. Las restricciones impuestas para frenar el avance del Covid-19 desde que el pasado marzo comenzó a hacer mella en Cataluña y el resto de España han llevado a las empresas a cambiar no sólo la forma de relacionarse con sus empleados, sino también el modo en el que contactan con los clientes. Uno de estos profundos cambios incide en un nueva manera de hacer networking.

La pandemia, sobre todo a raíz del confinamiento, ha provocado el despegue de los eventos virtuales debido a las restricciones en las reuniones presenciales ordenadas por las autoridades. Las empresas, al menos un buen número de ellas, han visto en la virtualización del trabajo un nuevo filón que explorar, pues más del 90% han realizado este tipo de encuentros online en los últimos seis meses.

Mayor capacidad de convocatoria

Un estudio desplegado por el organizador de eventos, conferencias y congresos MCI Spain Event Services, del que se ha hecho eco el portal digital hosteltur.com, ha revelado las principales ventajas que ofrecen los eventos virtuales, aunque también señala los inconvenientes que ocasionan.

Entre los pros, la encuesta destaca que posibilitan reunir una audiencia superior a la presencial, a la vez que se reducen los costes de forma considerable. Aquí, las redes sociales se convierten en protagonistas por su enorme capacidad de convocatoria. Un 83% de los entrevistados señala la limitación de la inversión como el principal dato a subrayar; un 68% recalca el incremento de la audiencia potencial y un 47% pone el acento en la facilidad de acceso con la que se beneficia el participante.

Dificultad para interactuar

En cambio, entre los inconvenientes sobresalen la incapacidad para construir relaciones y hacer networking offline --de forma física.., según considera un 69% de los encuestados. Un 68% indica como aspecto negativo la disminución de interacción con la audiencia, mientras que un 65% se queja de la falta o pérdida de la atención de los participantes.

Un 83% de los encuestados coincide en afirmar que las reuniones de menos de 15 personas son las que mejor se adaptan a la digitalización, de acuerdo con los resultados del informe sobre la aceptación de los eventos virtuales en la actualidad que MCI Spain & Portugal presentó en un seminario digital titulado ‘Re:focus’.

Las empresas lo valoran muy positivamente

A tenor de las conclusiones de esta encuesta, aproximadamente un 64% de las empresas que se sometieron a ella valoran que el formato virtual es absolutamente válido tanto en eventos internos, los que se llevan a cabo con los propios empleados, como en los externos, con personas ajenas a la compañía.

Un 57% de los encuestados indica que se han adaptado a la actual transformación digital del sector. A su vez, mientras un 40% reconoce que ya manejaba conceptos previos, sólo un 3% lamenta que el exceso de información al que ha tenido que someterse le ha generado bastante confusión.

Mejoras de cara al futuro

Ante la experiencia acumulada a lo largo de los últimos meses, los encuestados aseguran que, de cara a próximos eventos, integrarán plataformas de interacción y acciones de incentivo para los participantes (44%).

Igualmente, darán formación y escogerán speakers preparados para el mundo digital (32%), escogerán la plataforma online adecuada al tipo de evento que se necesita en ese momento (23%), readaptarán la agenda del encuentro presencial al formato virtual (12%) y aprovecharán los contenidos para alargar la vida de su evento (8%).