Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Concentración de vecinos contra el aislamiento de Lleida / EP

Vecinos y empresarios muestran su hartazgo por el aislamiento de Lleida

Exigen a las administraciones que eviten la propagación del coronavirus sin afectar a su vida diaria

3 min

El aislamiento decretado por el Govern en la comarca del Segrià (Lleida) empieza a hacer mella entre los ciudadanos. Vecinos y empresarios han mostrado su cansancio por una medida de trazo grueso que les impide volver a la normalidad tras el estado de alarma.

Unas 200 personas han participado este jueves en una concentración en la plaza Cataluña de Lleida para protestar por la reclusión perimetral. Algunos de ellos también han mostrado su rechazo por la posibilidad de los encierros domésticos.

"Inacción de las administraciones"

La convocatoria, impulsada por personas vinculadas a varias entidades y dada a conocer a través de redes sociales, señalaba que ante la "inacción de las administraciones a la hora de hacer políticas que detengan la propagación del Covid-19, es necesario que se implementen políticas que no afecten a todos los vecinos".

"El confinamiento no se ha hecho bien. Mientras los comerciantes y otros sectores estamos haciendo bien las cosas, desde el Ayuntamiento no; que controlen a las personas de los focos, porque se les escapan", ha explicado una de las personas concentradas.

Temporeros desamparados

Otra de las manifestantes ha afirmado: "Hay mucha gente durmiendo en la calle, sin mantener las distancias, sin mascarilla. Son ellos los que tendrían que estar en casa. Si no tienen casa que busquen una opción B, pero nosotros no hacemos nada que sea ilegal".

"Nosotros mantenemos las distancias y las medidas de higiene. No nos queremos quedar en casa. Estamos aquí por el miedo a mañana, los que estamos aquí trabajamos y tenemos ganas de trabajar, no nos queremos quedar en casa", ha agregado.

Los empresarios, aterrados

Por su parte, el comité de crisis de la Cámara de Comercio leridana ha asegurado que el cierre de la comarca del Segrià "no es la solución" y ha pedido un modelo de microaislamientos selectivos. En un comunicado, la entidad empresarial apuesta por medidas "que permiten realizar unas acciones más quirúrgicas y por tanto más efectivas, sin afectar al resto de la actividad ciudadana y por supuesto al empresariado".

"Un confinamiento domiciliario de la población del Segrià como se está planteando en algunos medios podría generar un impacto sobre los sectores empresariales y concretamente sobre el comercio y la hostelería que provocaría el cierre definitivo de muchos establecimientos", ha agregado.