Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Vador Lladó, presentador de Gol TV, en un instante de su programa 'Los infiltrados' / GOL

Denuncia que su padre "agonizó" hasta morir de ictus en hospital público catalán

Vador Lladó, conductor de Gol TV, alerta de retraso ante un infarto cerebral en el polémico Hospital de Mataró, ahogado por las deudas

3 min

Un famoso presentador de televisión y radio ha denunciado un episodio de presunta mala praxis médica en el Hospital de Mataró (Barcelona), un polémico dispositivo sanitario que lleva años aquejado de problemas de gestión y una abultada deuda. 

vador llado hospital mataro
El tuit del presentador Vador Lladó sobre el Hospital de Mataró / CG

Lo ha denunciado el propio Vador Lladó en su cuenta oficial de Twitter, en la que presenta más de 13.000 seguidores. El periodista de Gol TV, antes conductor del programa Tarda Oberta de TV3, ha alertado de que "pasaron de su cara" cuando su padre fue derivado al hospital con síntomas de un ictus. El paciente acabó falleciendo tras esa supuesta demora. 

"Cuatro horas esperando"

Según Lladó, su familiar llegó en ambulancia a la ciudad sanitaria de la población metropolitana, que da servicio a miles de personas en la zona norte de Barcelona. Advierte el reportero que el enfermo "tenia un principio de ictus", pues ese era el diagnóstico entregado por una doctora de un nivel asistencial inferior. 

Pese a los signos de infarto cerebral, el Hospital de Mataró "lo tuvo cuatro horas esperando, agonizando y pasando de nuestra cara pese a la desesperación". El episodio concluyó, precisa la misma fuente, cuando el atendido falleció a las 21:20 horas de la noche de ayer. 

Polémico hospital

La denuncia pública de Lladó llega poco después de que el complejo médico presumiera de activar hasta 15 códigos ictus cada mes, como recogió este medio hace unos días. El dato lo aportó el centro que dirige Ramon Cunillera se hizo público para recalcar que el Hospital de Mataró "trata rápidamente esta dolencia con una atención inmediata a pacientes sospechosos". 

Pero es que hay más contexto. El personal del centro asistencial volvió a quejarse de la "falta de financiación" y "obsolescencia" del dispositivo, que se encuadra en el Consorcio Sanitario del Maresme (CSdM), explicó Crónica Global.

Deuda

Esa es la óptica de la parte social, pero lo factual es que el equipamiento arrastra una abultada deuda desde hace años. En 2021 entró en quiebra técnica, detalló este medio, aunque mejoró su situación financiera después por la aportación extra que hizo el Govern a la sanidad concertada por la pandemia del coronavirus. 

Pese a ello, desde los sindicatos y partidos políticos de Mataró se ha pedido reiteradamente al Servicio Catalán de Salud (CatSalut) que mejore la financiación del centro.