Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El Parc Taulí de Sabadell ha tenido que posponer la vacunación por falta de dosis / EP

El Taulí y el Hospital de Mataró cambian su plan de vacunación ante la falta de dosis

El centro sanitario de Sabadell y el del Maresme retrasan su programa de inyecciones ante la falta de vacunas de Pfizer

3 min

El alto ritmo de vacunación contra el Covid que prometió el Govern será imposible si se suceden más casos como los que se han vivido en algunos hospitales catalanes. Aunque incluso el ministro de Sanidad, Salvador Illa, llegó a hablar de coger velocidad de crucero esta semana, lo cierto es que no tiene pinta de que se vaya a conseguir en un corto plazo.

El Parc Taulí de Sabadell y el Hospital de Mataró se han visto obligados a alterar el calendario de vacunación contra el coronavirus porque las vacunas de Pfizer llegaron tarde y en menor cantidad de las esperadas. Debido a ello, el plan de vacunación ha tenido que retrasarse en ambos centros hospitalarios e incluso suspenderse al quedarse sin dosis.

Made with Flourish

Reprogramar citas

En el Parc Taulí de Sabadell, las vacunas han llegado más tarde de la hora prevista por causas ajenas al hospital, por lo que las inyecciones que debían suministrarse la mañana de este jueves se han trasladado a la tarde, lo que ha llevado a "mover agendas" y reprogramar las citas ya concedidas.

En el caso del Hospital de Mataró, donde los profesionales del centro comenzaron a vacunarse el martes y el miércoles, la vacunación se ha visto paralizada momentáneamente hasta que lleguen las vacunas de Moderna, lo que está previsto que ocurra a finales de esta misma semana. Fuentes del Consorcio Sanitario del Maresme, que gestiona el centro, han explicado a Efe que no les han llegado todas las dosis de Pfizer que solicitaron, pero que han decidido no reclamarlas después de que el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Josep Maria Argimon, anunciara ayer que esta semana recibirían las del fabricante estadounidense, con las que terminarán de vacunar al personal.

Cribado masivo

El consorcio comenzó a suministrar inyecciones contra el coronavirus el viernes pasado en el centro de atención primaria (CAP) Mataró Centre y en el Hospital Sant Jaume y a partir de aquí la campaña se trasladó al Hospital de Mataró, donde retomarán la vacunación al día siguiente de recibir las dosis.

Por otro lado, el mismo centro ha comenzado a realizar un cribado masivo a todos los profesionales y pacientes ingresados en la Unidad 2 después de haber detectado tres casos positivos de coronavirus entre los sanitarios, tal como ya ocurrió a finales de diciembre, aunque por el momento no se han encontrado nuevos positivos