Menú Buscar
Imagen de archivo del castillo de Aspa (Lleida) y una pareja de Mossos d'Esquadra / FOTOMONTAJE DE CG

Un cazador mata a dos agentes rurales en Lleida

Los Mossos d’Esquadra detienen en Aspa al acusado del doble homicidio, que no tenía licencia para usar el arma con la que ha disparado

21.01.2017 13:26 h.
4 min

Un cazador ha matado este sábado a dos agentes rurales en el pequeño municipio de Aspa (Lleida). Los Mossos d’Esquadra han detenido al acusado del doble homicidio, de 28 años de edad y vecino del área metropolitana de Barcelona. Concretamente, de Vacarisses.

Las muertes se habrían producido durante una discusión entre el cazador y los dos agentes rurales fallecidos. Se descarta que el trágico suceso tenga como origen un accidente fatal porqué el propio detenido habría reconocido que respondió mal al control rutinario al que fue sometido. 

Aviso a los agentes

El acusado ha dado el aviso a los agentes catalanes. Mossos d'Esquadra han recibido la llamada a las 11:40 horas de la mañana del sábado, según reconocen en un comunicado. Se han desplazado hasta el lugar de los hechos, un coto de caza fuera del municipio, y allí han certificado que dos hombres habían muerto por arma de fuego. 

El área de investigación criminal de la región policial de Ponent se ha hecho cargo de la investigación. 

Arma sin licencia

El consejero de Interior, Jordi Jané, ha explicado por la tarde que el joven de Vacarisses no tenía licencia para el arma con la que ha disparado. El presunto autor ostentaba un permiso tipo B. La autorización no es válida para las escopetas Benelli, la que ha usado en el trágico suceso. Para esta arma se necesita un permiso tipo E. Lo había tenido pero estaba caducada, tal y como ha reconocido el responsable político del cuerpo de seguridad catalán.

"Todo nos hace pensar en una intención clarísima, aunque no premeditación", ha valorado. Los tiros iban dirigidos de forma muy directa a la cabeza de ambos agentes. "Lo que haya podido suceder no ha sido un accidente, ha sido un acto criminal", ha sentenciado. El tipo de arma, de calibre 12, tiene un dispositivo de seguridad con el que, según el consejero, sólo se pueden hacer tres disparos seguidos pese a tener capacidad para cinco cartuchos. Por lo que "todo hace pensar que se han disparado tres cartuchos".

 

Jané se ha desplazado hasta Aspa junto a la responsable de Agricultura, Meritxell Serret (ERC) y el alcalde de Lleida, Àngel Ros (PSC). No hay testigos del momento de los disparos, que han tenido lugar en una zona de olivos con poca visibilidad a larga distancia. 

Revisión de las normas

Jané ha anunciado que la Generalitat revisarán los protocolos de licencias y trazabilidad de armas, cuya normativa es de la Guardia Civil. Es este cuerpo ante el que deben pasar una serie de pruebas y tests para acceder a un arma.

"Personas a las que, en un momento dado, se les va la pinza de esta manera no pueden tener un arma con esta facilidad", ha sentenciado.

Comentar
Antoni Ferret 21/01/2017 - 16:58h
Que estrany!!!
¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información