Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Pablo Hasél y acompañantes, durante su encierro en el rectorado de la UdL / EP

La UdL pide a Pablo Hasél que garantice los derechos de la comunidad universitaria

La institución académica afirma que respecta la legítima manifestación del cantante y solicita apostar por el diálogo para solucionar el conflicto

2 min

El Consejo de Dirección de la Universitat de Lleida (UdL) ha exigido este lunes al rapero Pablo Hasél que garantice "los derechos de estudiantes y personal y la integridad de la propia institución". El rapero condenado se ha encerrado en el centro tres días después de que expire el plazo que le ha dado la Audiencia Nacional para que ingrese en prisión.

El organismo universitario ha expuesto que el derecho de protesta "no puede ocasionar de ninguna manera en riesgos personales ni patrimoniales de la universidad y de su gente". La UdL sostiene que la libre circulación y acceso de los estudiantes y trabajadores a sus lugares de estudio y de trabajo "es un punto innegociable que habrá compatibilizar con el también legítimo derecho de protesta".

Vía del diálogo

La UdL también ha asegurado que manifiesta, como universitarios y como ciudadanos, "el apoyo a la libertad de expresión, en línea con las sentencias ya emitidas por el Tribunal Europeo de los Derechos Humanos”. Según apuntan, este organismo judicial “ha advertido de la irregularidad que significa la pervivencia de disposiciones legales contrarias a la doctrina europea de respeto a los derechos humanos, entre ellos el de asociación, manifestación y expresión".

La universidad ha reiterado que en la resolución de conflictos la vía del diálogo debe prevalecer sobre cualquier otra, y ha emplazado a los organizadores de la protesta a "dialogar para una resolución rápida de un conflicto que no ha originado la UdL, ni la UdL tiene ninguna atribución legal para resolverlo".