Menú Buscar
Yo sí creo en la justicia, incluso en la española

Twitter, indignado con el "leve" castigo a 'La Manada'

Los usuarios protestan por la diferencia entre agresión sexual y abuso, que les costará ‘solo’ nueve años a los integrantes del grupo

6 min

Indignación. Asco. Vergüenza. Rabia. Impotencia. Son solo cinco de los calificativos vertidos por los usuarios de Twitter tras conocer la leve pena que la justicia ha impuesto a los integrantes de La Manada por el caso del abuso sexual a una joven en los Sanfermines del 2016. Internet arde porque el tribunal niega la agresión y solo aprecia abuso, hecho que disminuye el castigo a menos de la mitad.

“Aguantando las ganas de gritar y llorar”, dice una mujer en Twitter. Otra concluye que, “si te violan, o te resistes y te dejas dar una paliza/matar o no te creerán”. “Lamentable sentencia. A ver si sirve, al menos, para poner el ojo sobre la justicia española… o cambiarle el nombre”, añade un chico. “Con decisiones como esta (y otras que todos sabemos) se hace muy difícil creer en la justicia”, expresa otro.

Esta sentencia, a su vez, es usada por parte del independentismo para poner en tela de juicio el sistema judicial español, que "te puede condenar a 35 años por convocar un referéndum y a 9 por violar a una persona en grupo". Otros, mientras, recuerdan el episodio de Alsasua: "Nueve años por violación. Por una pelea de bar en Alsasua piden más de 60". Y hay quien lo recoge todo en un tuit: "60 años por una pelea de bar. 20 años por ser independentista y poner urnas. 3 años por rapear. Y 9 años por violación grupal".

"Violar está de saldo". "Violar sale gratis en España". "Sin haber leído detenidamente la sentencia, me avergüenzo de mi condición de hombre y de jurista". "Violar... barra libre". Los mensajes de repulsa se suceden. Son inabarcables. Incluso la Policía Nacional ha escrito que #NoesNo tras conocer el castigo. Y los colectivos feministas (las mujeres, en general, que denuncian la indefensión), muy activos en la calle y en las redes, han impulsado el hashtag #EstaEsNuestraManada. 

Los políticos tampoco son ajenos a esta sentencia: