Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Un grupo de menores realizan actividades infantiles de verano en un 'casal' como el de Salt

Tres niños intoxicados en un ‘casal’ de verano en Salt

Se investiga si los niveles de cloro de la piscina en la que se bañaron esa mañana estaban correctos o si pudieron consumir algún alimento en mal estado

3 min

Tres menores de un casal de verano de Salt (Girona) han acabado en urgencias por una intoxicación. Aunque las causas todavía se desconocen, se investiga si los niveles de cloro de la piscina en la que se bañaron esa mañana estaban correctos o si pudieron tomar algún alimento que les hizo reacción.

Los niños comenzaron a tener síntomas como vómitos el viernes al mediodía, mientras estaban realizando actividades organizadas por la Unió de Federacions Esportives de Cataluña (UFEC) en el municipio. Por la mañana se habían bañado en la piscina infantil, pero tuvieron que salirse ante la sospecha de que el cloro estuviese descompensado. Sin embargo, fuentes municipales explican a ACN que los parámetros se comprueban periódicamente y que, los de esa mañana, eran correctos. 

Otros casos de intoxicación

No es la primera vez que ocurre. Hace unos 15 días, 11 estudiantes de primaria del colegio El Pla también tuvieron que ser atendidos por una intoxicación mientras se bañaban en la misma piscina infantil del complejo municipal. Al parecer, los parámetros de PH y cloro estaban descompensados y se les pusieron los ojos rojos, con tos y con vómitos. 

Un niño en una piscina de verano
Un niño en una piscina de verano 

En el caso del pasado viernes, los síntomas no aparecieron hasta cuatro horas más tarde de haber estado dentro del agua. No obstante, durante el baño ya tuvieron que salirse ante la sospecha de que se hubiese producido otra descompensación del cloro. 

Alimento en mal estado

Los síntomas eran dolor abdominal, vómitos y dificultad para tomar líquidos. Los tres menores fueron atendidos en urgencias, tanto en el CAP como en el hospital Santa Caterina de Salt. 

También se investiga la posibilidad de que los niños consumiesen algún alimento en mal estado. Según la agencia, voces municipales explican que, de momento, ninguna de las personas que durante ese día se bañaron en la piscina ha presentado síntomas similares.