Menú Buscar
Una parada del tranvía de Barcelona

El tranvía de Glòries a Verdaguer: tres paradas en un trayecto de siete minutos

El Trambesòs ganaría 18.000 usuarios diarios, pero Gobierno y oposición no logran llegar a un acuerdo, lo que ralentiza concretar el nuevo recorrido

08.02.2018 17:25 h.
4 min

Conectar el Trambesòs de la plaza Glòries hasta Verdaguer implicaría crear tres nuevas paradas para realizar un trayecto que se haría en siete minutos. El recorrido conectaría con la L2 de Metro en Monumental y la L4 y la L5 en Verdaguer, además de una docena de líneas de bus.

Las nuevas paradas se ubicarían entre las calles Padilla y Lepant --en la zona de la Monumental--; Sicília y Nàpols; y entre Bailèn y Girona, Verdaguer. Estas conexiones comportarían que el Trambesòs ganara 18.300 usuarios diarios, según ha detallado el encargado de la dirección técnica de la conexión, Pere Macias.

Pedido a ERC

Esta sería la primera fase de conexión entre el Trambaix y el Trambesòs, y afectaría cerca de 1,8 kilómetros, que requerirían un coste de 75 millones de euros, 44 de ellos para la infraestructura tranviaria y 31 para la urbanización.

En la comisión, la concejal de Movilidad, Mercedes Vidal, ha vuelto a pedir a ERC responsabilidad y apoyar el proyecto. Ha recordado que su líder municipal, Alfred Bosch, es también vicepresidente del Área Metropolitana de Barcelona (AMB), cuyos municipios apoyan la conexión, y ha añadido: "ERC nunca ha dicho que no al tranvía y lo celebro, ¿pero cuándo dirá que sí?".

Bosch ha exigido este mismo jueves en rueda de prensa al Gobierno de Colau tramitar antes los convenios necesarios y aclarar si renegociará con la privada que gestiona el tranvía, algo que Vidal asegura que no puede hacerse hasta que la oposición apoye el proyecto, aunque ya han iniciado trámites: "Lo único que queda para continuar trabajando es el 'sí' de los grupos en el Ayuntamiento".

Críticas de la oposición

Francina Vila (PDeCAT) ha dicho que el Gobierno municipal redirige el asunto al área metropolitana y ha pedido que no "repartan la responsabilidad de su fracaso", tras lo que Koldo Blanco (Cs) ha exigido consenso y que no vaya contra nadie, tampoco contra los vecinos que usan el transporte privado, buscando el equilibrio.

El republicano Jordi Coronas ha insistido en pedir al Gobierno de Ada Colau que, antes de pedir responsabilidad a la oposición, detalle el proyecto, incluida su gestión --las dos redes actuales la tienen privada--, y Mòdol ha dicho que es imposible acabar esta primera fase en este mandato, y ha criticado a Colau: "Si tiene que hablar con tan poco conocimiento, mejor que se calle".

El popular Javier Mulleras ha cargado también contra la alcaldesa, a quien irónicamente ha llamado "la reina de la participación y del diálogo, que es la que dinamita todos los puentes en esta ciudad", mientras que el concejal no adscrito, Gerard Ardanuy (Demòcrates) ha defendido la importancia metropolitana del tranvía, y la CUP no ha asistido.

 

 

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información