Menú Buscar
Trabajadoras de Bershka protestan ante una tienda de la compañía / EFE

Las trabajadoras de Bershka en Pontevedra ganan el pulso a Inditex

Desconvocan la huelga después de ocho días por la mejora pactada de las condiciones

2 min

Las trabajadoras de Bershka en Pontevedra han ganado el pulso a la matriz, Inditex. Las empleadas llevaban ocho días paradas, desde el 26 de octubre, inconformes con las condiciones laborales. El acuerdo final mejora sus expectativas.

Las tiendas de Bershka en la provincia gallega abrieron el sábado, 4 de noviembre, tras más de una semana de huelga. Las trabajadoras aprobaron por unanimidad levantar los paros después de que la compañía haya atendido sus peticiones. En concreto, exigían mejoras salariales y sociales que las equipararan a las dependientas de A Coruña.

Las diferencias

En la primera reunión, el personal obtuvo mejoras en materia de lactancia, permisos y excedencias, vacaciones, descanso, conciliación familiar, incapacidad permanente y un plus de 80 euros mensuales. El sábado, Inditex aceptó desbloquear otro plus, de 40 euros, con el que se acercan al salario del personal de A Coruña. Igualmente, tendrán un sábado libre al mes.

Según datos ofrecidos por el comité de empresa, las quejas tenían su origen en las diferencias de días de lactancia (39 en Santiago, A Coruña, y 21 en Villagarcía, Pontevedra), y los pluses, que no percibían en Pontevedra. Asimismo, las empleadas a media jornada en Pontevedra hacían "los peores turnos y más fines de semana" y "horas complementarias" que no computaban para el descanso semanal.