Menú Buscar
El transatlántico RMS Titanic a su salida del puerto de Southampton / IRELAND.COM

Aniversario del hundimiento del Titanic: curiosidades sobre el transatlántico

El famoso buque británico chocó contra un iceberg la noche del 14 de abril de 1912 a las 23:40 horas

3 min

El 14 de abril de 1912, el famoso transatlántico RMS Titanic chocó contra un iceberg durante su aventura inaugural. A bordo viajaban más de 2.220 personas, de las cuales solo sobrevivieron 704. Un tragedia de proporciones épicas que ha pasado a la posteridad gracias a las muchas historias y leyendas que se fraguaron en sus más de 760 camarotes. 

Con motivo del 106 aniversario del hundimiento del Titanic, haremos un repaso por todas aquellas curiosidades que todavía permanecen ocultas en el fondo del Atlántico Norte.

El viaje de sus vidas

El Titanic se presentó como el lujo y la sofisticación personificadas. Un billete de primera clase costaba, nada más y nada menos, que 4.350 dólares, una fortuna en comparación con el precio de las estancias de tercera clase, que valían sólo 30 dólares. El importe intentaba cubrir los costes de producción del transatlántico, que superaron los 7,5 millones de dólares de la época, es decir, 300 millones de dólares actuales.

Billete del RMS Titanic / CREATIVE COMMONS

Un billete del RMS Titanic, en una imagen de archivo / CREATIVE COMMONS

Todo en su interior estaba pensado para hacer historia. Por ejemplo, el salón común de primera clase estaba inspirado en el Palacio de Versalles. Tenía gimnasio, piscina, jardines de té, biblioteca, perrera e, incluso, una cancha de squash. Entre sus pasajeros había diez españoles, aunque solo siete sobrevivieron al naufragio. Un rico heredero, un matrimonio en plena luna de miel, un miembro de la tripulación y un hombre de negocios asturiano fueron algunos de ellos.

El fatal hundimiento

Solo 30 segundos pasaron desde el avistamiento del iceberg y el primer impacto. Un tiempo más que suficiente para desgarrar las planchas de acero que cubrían el costado de estribor, a unos cinco metros por debajo de la línea de flotación. Desde ese mismo instante y hasta la salida del primer bote salvavidas, pasó aproximadamente una hora. Casi la mitad del tiempo que el famoso buque tardó en perecer en aguas de Atlántico Norte. 2 horas y 40 minutos de auténtica angustia.

Imagen de archivo de un iceberg, como contra el que impactó el Titanic / CREATIVE COMMONS

Imagen de archivo de un iceberg, como contra el que impactó el Titanic / CREATIVE COMMONS

El registro posterior a la catástrofe determinó que el 75% de los fallecidos eran pasajeros de tercera clase. Se cree que debido al acceso limitado que estos tenían a la cubierta donde se encontraban los botes salvavidas. Los supervivientes fueron rescatados unas horas después por el RMS Carpathia. A pesar de la repercusión de la noticia, no fue hasta 1985 cuando el pecio del Titanic fue descubierto por el oceanógrafo estadounidense Robert Ballard, a una profundidad de 3.784 metros. Reavivando así la leyenda.