Menú Buscar
Mosquito tigre / PIXABAY

Tarragona inicia una campaña contra el mosquito tigre

El ayuntamiento lucha contra la reproducción de este insecto y difunde los pasos a seguir tras sufrir una picadura

María Díaz
2 min

El mosquito tigre, considerada una de las cien especies exóticas invasoras más dañinas del mundo por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza, vuelve a ser una amenaza en muchas poblaciones de España. Su peligrosidad radica en que esta especie de insecto es un potente transmisor de enfermedades epidémicas como dengue, zika y chikungunya.

En la provincia de Alicante ya se han registrado varios casos de personas contagiadas de chikungunya por la picadura del mosquito tigre, de ahí que el Ayuntamiento de Tarragona haya decidido tomar medidas. El consistorio de la ciudad catalana ha informado de que, como es habitual, con la llegada del calor las zonas más susceptibles de albergar la propagación del mosquito tigre serán descontaminadas.

Tratar zonas e informar a la ciudadanía

“Un año más se efectúan tratamientos en las zonas inundables para prevenir la reproducción del mosquito tigre”, asegura el ejecutivo municipal de la ciudad de Tarragona. Junto a las labores de descontaminación, el Ayuntamiento ha puesto en marcha una campaña informativa para alertar a la población con consejos sobre qué hacer en caso de picadura y cómo prevenir que se reproduzca en el área urbana.

La campaña municipal incluye el reparto de trípticos informativos en las instalaciones municipales, centros educativos, las entidades vecinales y los centros cívicos, así como la cuelga de carteles por la ciudad. El Ayuntamiento de Tarragona ha insistido en que “la campaña tiene especial incidencia en aquellas zonas donde se concentran más chalés, casas de campo, campings, instalaciones deportivas y residencias de ancianos”.

Desde la primavera y durante toda la época estival, una empresa especializada será la responsable de desinsectar los alrededores del río Francolí y los arroyos próximos, como el del río Claro, la Mora y la acequia de Icomar.