Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Una de las oficinas de la Seguridad Social en Barcelona / CG

La Seguridad Social cierra una oficina al año en Barcelona

El ministerio asegura que se trata de una "racionalización" de las sucursales, mientras los sindicatos denuncian "recortes" en toda la provincia

5 min

Los vecinos de Barcelona han visto en las últimos seis años como les cerraban sus oficinas de la Seguridad Social de toda la vida. La última en bajar la persiana ha sido la del paseo Mercader, entre las calles Mallorca y Provença. Lo hizo el pasado lunes, 24 de abril, tras 23 años en funcionamiento. Los despachos se han reducido a menos de la mitad en siete años.

La ciudad contaba con diez puntos de atención en 2010 y se quedará con cuatro en octubre. En el décimo mes del año está previsto el cierre de la oficina de Travessera de Gràcia. Solo quedarán las de Drassanes, Nou Barris, Industria y Rocafort.

Los trabajadores del paseo Mercader han sido reubicados en la oficina de Drassanes. "Las oficinas están saturadas". De esta forma lo explica el representante sindical de la Confederación General del Trabajo (CGT), Juli Camps.

El centro de Barcelona, sin oficinas

Oficinas de la Seguridad Social en Barcelona

Oficinas de la Seguridad Social en Barcelona (Haz clic en la imagen para ampliar)

El portavoz indica que estos recortes se están viviendo sobre todo en Barcelona ciudad y provincia, a diferencia del resto del territorio español. “El Gobierno decide clausularlas sin estudios de ciudadanía, no entendemos las prisas”, expresa. Camps considera que el centro de la capital catalana "se está quedando vacío de atención a la ciudadanía”.

De hecho, y según los datos que especifica el propio sindicato, Barcelona ha recibido un recorte de plantilla de 140 personas. Un fenómeno que se hace visible en toda la provincia, donde la cifra se acerca a los 1.000 trabajadores. Pese a ello, el Gobierno central ha aprobado una oferta de empleo público que aportará en junio entre 70 y 80 nuevos empleados a las oficinas de la capital catalana.

El Ministerio no ve problemas

Por su parte, fuentes del Ministerio de Empleo y Seguridad Social cuentan a este medio que las variaciones “no suponen ninguna merma de personal” y que tan solo se ha procedido a una “reunificación para racionalizar las oficinas”.

Además, el Ministerio indica que hay una nueva sucursal integral de la Seguridad Social en Mollet del Vallès y que no constan “quejas” por parte de la atención a la ciudadanía.

El Estado apuesta por informatizar la gestión de la Seguridad Social. En Cataluña ya no se atiende a las personas que necesitan realizar consultas por vía telefónica. “Somos un servicio público y prefieren que los ciudadanos paguen por algo que es gratuito”, indica el representante sindical. Tan solo quedan dos opciones: “O realizar consultas por internet o de forma presencial con largas colas y tiempos de espera”.

Tal y como entiende Camps, las personas más afectadas por este hecho son las que cuentan “con menos recursos económicos” o “los ancianos”.

Los trabajadores, "descontentos"

Una de las trabajadoras que ha sido trasladada a Drassanes, Dolors Maturana, muestra su rechazo a este cambio de ubicación: “Estamos un tanto descontentos”. “Le hemos propuesto al Estado una serie de locales para que el centro no se quede sin Seguridad Social”, indica la empleada.

En este sentido, el portavoz sindical de CGT expresa que hay gente que “se harta de trabajar por estas condiciones”. Un hecho es que, a su parecer, se genera “jubilaciones anticipadas”.

Para protestar por estas condiciones y los últimos cierres de oficinas en Barcelona, Camps desvela a Crónica Global que esta próxima semana se reunirán con el subdelegado del Gobierno en Cataluña, Enric Millo, con tal de hacer llegar al Ministerio de Tesorería este “grave” problema.

El mismo sindicato también está organizando una movilización para el próximo 11 de mayo. Los trabajadores se concentrarán en señal de protesta por diferentes puntos de la capital catalana.

Destacadas en Vida