Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Can Viñoles / PIXABAY

Sant Joan les Fonts rehabilita Can Viñolas como un taller inclusivo para hacer papel

La producción de este material volverá al antiguo complejo de Molí Fondo gracias a un proyecto que dará empleo a personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social

4 min

Sant Joan les Fonts volverá a albergar una fábrica de papel gracias a la recuperación de casa Can Viñolas. De este modo, se rehabilitará un antiguo edificio del complejo de Molí Fondo en el que ya se ha llevado a cabo esta tarea anteriormente. Sin embargo, el actual proyecto tiene la intención de emplear a personas con discapacidad o que se encuentren en riesgo de exclusión social. Esta iniciativa pionera ha contado con la ayuda del ayuntamiento de la ciudad y con colaboración internacional.

Todo comenzó con la visita el pasado 25 de julio de un equipo de voluntarios acompañados por monitores especializados en trabajar con personas con discapacidad y en riesgo de exclusión. Ellos fueron los que tomaron nota de las deficiencias del espacio de trabajo apuntando las mejoras que se debían llevar a cabo para comenzar con la actividad.

El pavimento, lo más dañado

Desde ese momento, la actividad ha sido frenética para ponerlo todo a punto. Lo cierto es que el espacio de Can Viñolas, aunque en mal estado, solo ha necesitado una serie de intervenciones de rehabilitación en lugares muy concretos sin tener que tocar nada de la estructura del edificio.

La principal intervención en el terreno se ha centrado en el pavimento, uno de los elementos peor conservados. Así, se han respetado las señas de identidad del suelo original de Can Viñolas. Para ello, se han empleado baldosas de cerámica rústica en el exterior e hidráulicas en el interior. Todo esto, además, respetando los colores y patrones geométricos que decoraban este espacio en sus orígenes.

Cómo será el trabajo en Can Viñolas

Como ya se ha apuntado, la fabricación de papel será la actividad que se desarrollará en este recuperado escenario industrial. Ahora bien, el nuevo trabajo tendrá más un componente artesanal e integrador que meramente productivo. Es decir, esta fábrica no puede producir papel como lo hacen las grandes factorías, y es que su objetivo es otro.

Para empezar, el nuevo proyecto de Can Viñolas solo empleará a personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social. La recuperación de casa Can Viñolas pretende así convertirse en un apoyo social para la zona de la Garrotxa. La intención es que aquí trabajen personas de la región para fomentar la inclusión social y recuperar parte del pasado industrial de la zona.

Un espacio con historia

La decisión de fabricar papel en Sant Joan les Fonts no es casual. El origen de esta actividad en el pueblo se remonta a 1723, por lo que se puede decir que es una de sus producciones tradicionales.

Sin embargo, la antigua fábrica de Molí Fondo hace ya tiempo que fue dejada de lado por instalaciones más modernas. El espacio es uno de los mejores ejemplos de patrimonio industrial de la zona de la Garrotxa. De ahí que las autoridades locales y autonómicas llevaran un tiempo buscando la forma de devolverle parte de su antigua vida.

En este marco es donde se ha ubicado la recuperación de casa Can Viñolas. El edificio forma parte del complejo de Molí Fondo y es de propiedad municipal. Por esta razón, se ha podido habilitar con rapidez.