Menú Buscar
Pacientes en la entrada al área de Urgencias de la Corporación Sanitaria Parc Taulí de Sabadell (Barcelona) / CG

Salud agota el dinero de urgencias a mitad de la campaña

La consejería se queda sin dinero del Piuc para camas y personal dos meses antes de que acabe la saturación de hospitales

5 min

Lo advirtieron varios sindicatos y, al menos a nivel económico, el tiempo les ha dado la razón. La Consejería catalana de Salud ha agotado el dinero del plan de urgencias a mitad de la campaña de invierno. Lo que significa que el departamento que comanda Toni Comín ha gastado los 16,9 millones que anunció en noviembre que dedicaría a este cometido. Ahora, el equipo del conseller de Salud deberá encontrar más recursos para abrir camas y pagar al personal sanitario.

Según han informado fuentes cercanas a la consejería, los recursos dedicados al Plan Integral de Urgencias de Cataluña (Piuc) para el invierno "se han agotado". De cara a lo que resta de temporada, cuando ambulatorios y hospitales catalanes atienden a más pacientes, el departamento "deberá arañar recursos de otras partidas".

Las mismas fuentes indican que los fondos que gaste Salud en pagar el plan superarán los 18 millones de euros, cuando la previsión inicial era de 16,9 millones. "Y eso que anunciaron un aumento de dinero de un millón respecto al año anterior".

"Nos da la razón"

Preguntado por la cuestión, la oficina de comunicación de la consejería no ha respondido qué porcentaje de cumplimiento del presupuesto del plan se ha producido hasta ahora.

Los sindicatos sí han opinado. "Es evidente que da la razón a lo que hemos venido diciendo los sindicatos: el plan de urgencias se ha quedado corto", ha señalado David Carbajales, secretario de Acción Sindical de Satse, el mayoritario en enfermería.

Según el activista, "no tiene sentido que se siga negando que ha habido una saturación de hospitales. Los trabajadores, que estamos a pie de camilla, ya lo decíamos. Las cifras económicas avalan nuestra versión".

Más enfermos en urgencias

Si en la red asistencial pública se ha producido una presión inesperada, en los centros privados también ha aumentado el número de pacientes que acuden a las urgencias.

"Hace poco tuvimos una reunión con la dirección. Nos informaron que en diciembre doblamos los números de urgencias de 2015 y 2014 sumados", ha explicado la presidenta del comité de empresa de un hospital de titularidad privada.

"En enero la situación se repitió. Hablamos del doble de enfermos que acuden a urgencias respecto al año anterior", ha agregado.

"Insostenible"

Precisamente el miércoles, activistas de la Marea Blanca se manifestaron ante la Consejería de Salud para reclamar, entre otras demandas, una sanidad pública de calidad. "No es cuestión de que la consejería ponga un millón más o menos. Eso son migajas. Reclamamos que se haga lo que se sabe que se debe hacer", ha explicado tras la acción el doctor Antoni Barberá, portavoz de la entidad.

"Los deberes están claros: revertir los recortes en atención primaria, que es una calamidad. Invertir en las urgencias y abrir los quirófanos y camas hospitalarias cerradas. Y devolver los derechos arrebatados al personal sanitario durante los ajustes de 2010 a 2014 que acometió CiU", ha enumerado el también facultativo.

Plan anual

Cabe recordar que el Plan Integral de Urgencias de Cataluña (Piuc) es una hoja de ruta anual con presupuesto propio. Los recursos se activan en invierno para hacer frente al aumento de pacientes en hospitales, ambulatorios y centros sociosanitarios.

Salud anunció este año que esperaba un aumento de actividad asistencial del 3%, por lo que dedicaría un 6% más de recursos.

El mecanismo se pondrá en marcha de nuevo en verano para ayudar al sistema público a lidiar con las altas temperaturas.