Menú Buscar
Un río congelado a causa del frío en Zamora / EFE temperaturas

Riesgo en 23 provincias por la nieve, el frío y el viento

Las temperaturas mínimas rozan los 10 grados bajo cero en Girona y Lleida, Barcelona con alerta amarilla

3 min

Los avisos de riesgo (amarillo) o riesgo importante (naranja) por nevadas, bajas temperaturas mínimas, viento o fenómenos costeros se reducirán a 23 provincias este sábado, según la Agencia Estatal de Meteorología.

La situación meteorológica afectará sobre todo al norte, noreste y Baleares. En concreto, tendrán aviso importante por temperaturas mínimas de menos 10 grados centígrados o más bajas en Girona, Lleida y aviso amarillo en Barcelona, Huesca, Cuenca y Guadalajara.

Viento el Barcelona

Además, la nieve mantendrá con aviso de riesgo a Asturias, Cantabria, Álava, Vizcaya, Guipúzcoa, Navarra, La Rioja, Huesca, Burgos, León, Palencia, Lleida, Mallorca y Menorca.

El viento soplará fuerte en Girona, Lleida y Castellón, que tendrán riesgo importante por rachas máximas de 100 kilómetros por hora, mientras que el aviso será amarillo en Huesca, Teruel, Barcelona, Tarragona, Mallorca y Menorca, donde soplará con algo menos de intensidad.

Asimismo, tendrán aviso amarillo por fenómenos costeros todas las provincias del norte, desde Pontevedra a Guipúzcoa, así como Tarragona y se prevé riesgo importante en Girona, Mallorca y Menorca.

Lluvias y nevadas

Para este sábado, la AEMET ha pronosticado posibles precipitaciones localmente fuertes en Baleares; nevadas en cotas bajas del Cantábrico, Pirineos, área del Sistema Ibérico y en Baleares; viento fuerte o con intervalos de fuerte en Pirineos, litoral este peninsular y Baleares y temperaturas mínimas significativamente bajas en Pirineos y en el norte de Guadalajara.

Al mismo tiempo, se esperan precipitaciones en el Cantábrico y Pirineos que afectarán también, pero con menor probabilidad e intensidad, en el Alto Ebro, aunque tenderán a remitir a lo largo del día.

Cota de nieve

Respecto a la cota de nieve, informa de que se situará en torno a los 600 o 1.000 metros en el norte peninsular ascendiendo durante el día y de 400 o 800 en Baleares.

Las temperaturas descenderán en gran parte de la mitad norte peninsular y ese descenso será más acusado en la meseta Norte y Pirineos, mientras que ascenderán en el suroeste de la Península y en Canarias. Las heladas afectarán a gran parte de la Península y serán fuertes en Pirineos.