Menú Buscar
Vista aérea de uno de los candidatos a Mejor Pueblo 2019 / SIURANA TURISME

Dos pueblos de Cataluña compiten por ser el mejor del año

Más de un centenar de municipios de toda España con menos de 2.000 habitantes participan en este concurso que busca dar visibilidad a las poblaciones pequeñas

21.06.2019 00:00 h.
5 min

Dos localidades de Cataluña con menos de 2.000 habitantes censados quieren ganar el reconocimiento al Mejor Pueblo 2019. Esta competición, que ha surgido como iniciativa para dar visibilidad a los pequeños municipios que pueblan el país, cuenta con 107 participantes que esperan que su belleza, su cultura, sus fiestas y/o sus gentes les hagan alzarse con tan rimbombante galardón. 

Los dos pueblos que representan la región catalana en este concurso son Siurana, en la provincia de Tarragona, y Vilanova de Bellpuig, en Lleida. Ambos tienen en común --así como con todos los participantes del concurso-- su reducida población: el municipio tarraconense cuenta con solo 159 personas censadas, mientras que el leridano alcanza los 1.159 habitantes. El único requisito de las bases para optar a ser el Mejor Pueblo 2019 era tener un censo inferior a los 2.000 vecinos. 

'Orgullo de pueblo' en redes sociales

La organización de este concurso, que parte del grupo de creación de ascensores Thyssenkrupp, se ha movido en su totalidad gracias a las redes sociales. Cada persona podía proponer uno o varios pueblos para ganar esta condecoración, ya fuera por su cultura, por sus gentes o por su paisajístico entorno. Desde la compañía, aseguran que esta iniciativa es motivo de su afán por "visibilizar los pueblos de España y también a su gente" y demostrar que, a pesar de la poca población, muchos de estos enclaves también podrían ser destinos turísticos aptos para muchos. 

La votación para elegir al mejor pueblo del año se cerrará el 10 de julio y, hasta entonces, cualquiera puede participar en la votación. Por ello, los organizadores aseguran que la "implicación" de todos es de "gran importancia", no solo de los vecinos de cada municipio sino también de aquellos que hayan visitado los pueblos, de la promoción que cada uno de ellos y, sobre todo, de la constancia. ¿Por qué? porque cada dispositivo conectado a internet puede votar una vez al día a su pueblo favorito a través de la web del Mejor Pueblo 2019. El 11 de julio se revelará el nombre del ganador, que recibirá una dotación de material para el centro social o cultural del municipio por valor de 800 euros. 

Así es Siurana

siurana
Siurana, en Tarragona / CG

En el momento de redacción de esta información, Siurana se encuentra en el puesto 77 de la competición. Este bello enclave pertenece al término municipal de Cornudella de Montsant, en el Priorat, y su historia se remonta a la época paleolítica aunque su mayor esplendor se vivió durante la época musulmana. De ello dan cuenta las ruinas del castillo que, desde lo más alto de la colina, domina el pueblo.

Su participación en el Mejor Pueblo 2019 no es el único de este estilo en el que quiere ser reconocido. De hecho, Siurana ha sido nombrado como uno de los 12 pueblos con encanto de este año por la Generalitat de Cataluña. Su localización geográfica le hace ser un enclave destacado para aquellos que busquen tanto tardes de senderismo y rutas por la naturaleza como un lugar tranquilo pero de gran tradición.

Vilanova de Bellpuig, en el primer tercio del listado

Vilanova de Bellpuig, el segundo pueblo de Cataluña que opta a este reconocimiento, se encuentra --por ahora-- en el puesto 35 del ranking. Está ubicado en la comarca de la Plana de Urgell y su historia es más reciente que la de Siurana. Los primeros escritos en los que se nombran asentamientos en la zona datan del siglo XI. 

Captura de pantalla 2019 06 21 a las 0.28.05
Vista del centro de Vilanova de Bellpuig (Lleida) / GOOGLE

Un dato curioso de este municipio, donde la piedra domina las calles y fachadas, es que bajo él pasa el río Corb, un pequeño afluente del Segre que nace desde un manantial y que se esconde cuando llega a este municipio y vuelve a aparecer una vez lo ha dejado atrás, ya que sus aguas corren por el subsuelo. Tanto este río como el estanque de Ivars, muy cercano a la localidad, hacen que su perímetro esté rodeados de frondosos campos y árboles frutales. No en vano, el 94% de la comarca en la que se emplaza Vilanova de Bellpuig es zona de cultivo.