Menú Buscar
Apagan el fuego en el tanque de propileno que ardía en IQOXE tras la explosión / BOMBERS

Protección Civil rebaja el nivel de emergencia en la petroquímica de Tarragona

Los bomberos trabajan para poder vaciar el tanque de óxido de propileno y trasladarlo al gestor de residuos

3 min

El delegado de Protección Civil en Tarragona anuncia que se rebaja el nivel de emergencia del PLASEQCAT a alerta en la petroquímica de Tarragona donde explotó un tanque de óxido de propileno

Los Bomberos de la Generalitat, los del Parque Químico de Tarragona y el personal técnico de IQOXE ya han trasvasado más 55.000 kilos de óxido de propileno del tanque de la empresa a una cisterna segura. En total han llenado cuatro cubas y sólo les queda dos más, aseguran. Esperan que durante la tarde de hoy el tanque donde se produjo la explosión esté completamente vacío. El proceso va con cierto retraso ya que se esperaba que esto debía estar listo hace dos días.

Vaciado

Protección Civil asegura que el material se está trasladando directamente del tanque a las cisternas y de allí se traslada al gestor de residuos que ha decidido la empresa.

Los Bomberos aseguran que los trabajos se están desarrollando según lo previsto. Una vez esté vaciado el tanque de propileno esperan que los agentes puedan entrar y acercarse a la zona afectada para acabar las tareas de investigación iniciadas y poder esclarecer las causas que provocaron la explosión.

Sanciones

La compañía química defiende que cumplió con los protocolos de seguridad marcados en caso de accidente después de que la planta explotara, aunque las sirenas por riesgo químico no se activaron en ningún momento. Por su parte la Generalitat asegura que IQOXE se demoró en informar a Protección Civil y retrasó y dificultó sus trabajos iniciales.

El consejero de Trabajo de la Generalitat, Chakir el Homrani, también destacó que a la empresa se le abrieron cuatro expedientes por los que recibieron sanciones de entre 2.000 y 8.000 euros por incumplir la normativa. Esta mañana se reúne con representantes de CCOO, UGT y de la patronal del sector de la petroquímica (AEQT) para analizar la situación.