Menú Buscar
Los funcionarios de la cárcel Quatre Camins se manifiestan ante el centro de Jóvenes / CSIF

La “falta endémica de personal” cabrea a los trabajadores de la prisión Quatre Camins

Los sindicatos piden a la dirección “tolerancia cero” ante las agresiones en una manifestación a las puertas del centro penitenciario

3 min

El equipo humano de la cárcel catalana Quatre Camins se moviliza contra la gerencia del centro. Acusan a la dirección de la “falta endémica de personal” que vive el centro desde hace meses, así como de una constante falta de atención sobre los problemas de integridad física de los trabajadores en activo.

Por ello las secciones sindicales de prisiones de CCOO, Csif y Catac han convocado una manifestación ante el centro penitenciario que se ha prolongado desde las once de la mañana hasta las cuatro de la tarde. Según fuentes de los sindicatos, la participación ha alcanzado las 400 personas sobre mediodía.

Escalada de violencia

La prisión situada en La Roca del Vallès (Barcelona) ha sido protagonista de varios momentos de tensión de los reos contra los trabajadores de seguridad. Los sindicatos han pedido a la dirección del centro “tolerancia cero” ante la escalada de violencia que sufre la penitenciaría. Según los representantes sindicales, esta cárcel vive la “situación más seria y peligrosa” de todos los centros.

Los números de la Dirección General de Servicios Penitenciarios apunta a que el 50% de las agresiones graves en centros penitenciarios catalanes han ocurrido en las instalaciones de Quatre Camins. Del total de 128 funcionarios agredidos en Cataluña entre enero y junio, 34 realizaban sus tareas en la prisión y 19 en el centro de Jóvenes del complejo. Todo ello sin contar los “meses calientes” de verano, en los que las agresiones suelen ser más numerosas.

manifestacion quatre camins

Manifestación de funcionarios en Quatre Camins / CSIF

Miedo entre los trabajadores

El responsable de UGT Prisiones en Cataluña, Xavier Martínez, apunta que la vulnerabilidad de los funcionarios en sus puestos de trabajo hace que se sientan “amenazados”.

Además, el envejecimiento y las consecuentes bajas por jubilación acusan aún más la falta de activos en la plantilla. Los sindicatos aseguran que la gerencia de los centros “maquillan” los datos en lugar de “garantizar la ratio necesaria” de trabajadores y apuntan a una sobreexplotación de los activos, que acaban por desgastarlos.