Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
El estafador en el momento de su detención junto a un colaborador el pasado 19 de enero / MOSSOS

A prisión un estafador por defraudar más de 100.000 euros mediante el alquiler de pisos

El hombre, que ha sido detenido junto a un colaborador, es el presunto líder de un grupo criminal que se encontraba en un momento de plena actividad y al que le atribuyen 13 estafas

3 min

Un estafador ha ingresado en prisión por presuntamente defraudar un total de 102.842 euros mediante el alquiler de pisos, locales y material informático. El hombre, de 45 años, fue detenido por los Mossos d’Esquadra el pasado 19 de enero junto a un colaborador como presunto líder de una organización criminal a la que se atribuyen 13 estafas.

Según ha informado la policía catalana, los arrestados tenían las funciones de jefe y lugarteniente de la banda, que se dedicaba a las estafas inmobiliarias y de material electrónico, la cual tendría a otros tres colaboradores –dos hombres y una mujer– a los que se investiga por su participación en los hechos.

Actuaban en toda España

El grupo actuaba por toda España y actualmente “se encontraba en un momento de plena actividad y preparado para aumentar el nivel de sus operaciones”, señalan los Mossos, que no descartan que cometieran más delitos de los que se investigan.

La organización centraba su actividad delictiva en tres tipos de estafas, una de ellas mediante el alquiler de material informático o electrónico de alto coste, normalmente a nombre de una supuesta empresa bajo la excusa de usarlo como material laboral. Una vez obtenido, ni se abonaba el importe ni se devolvía a la tienda, un tipo de estada del que se investigan al menos cinco hechos delictivos.

Alquileres que nunca se hacían efectivos

En otras cuatro ocasiones, se alquilaron inmuebles para utilizarlos como vivienda, pero el pago nunca se hacía efectivo. Finalmente, en otros cuatro casos, el grupo se dedicó a alquilar espacios y locales comerciales con la excusa de poner en marcha un espacio de coworking o un centro médico.

En este sentido, en otro hecho que se investiga, habrían utilizado las oficinas alquiladas de forma fraudulenta para estafar a médicos, haciéndoles invertir en supuestas clínicas privadas que querían montar en dichos espacios. En todas las ocasiones, para cerrar el acuerdo, enviaban al arrendatario los comprobantes de transferencias bancarias para conseguir los alquileres, que nunca se hacían efectivos.

Antecedentes policiales

Al líder del grupo criminal le constan cuatro antecedentes por parte de los Mossos d’Esquadra y otros once entre Guardia Civil y Policía Nacional, por estafas de características similares en todo el país. En cuanto a las otras cuatro personas relacionadas con los hechos, acumulan nueve antecedentes de los tres cuerpos policiales.

El pasado 21 de enero pasaron a disposición policial los dos detenidos, tras lo que el Juzgado instructor de la causa decretó el ingreso en prisión del principal investigado, dejando en libertad con cargos al otro arrestado. No obstante, la investigación sigue abierta y no se descartan nuevos hechos delictivos cometidos por los mismos sujetos.