Menú Buscar
Simulación de un Tesla Model S color blanco perla.

Primer accidente mortal por el piloto automático

El usuario de un Tesla Model S fallece en un choque con el remolque de un camión

Redacción
1 min

Las calles de Florida han registrado el primer fallecido por accidente con piloto automático. El usuario de un Tesla Model S murió tras colisionar con el remolque de un camión y una valla. Ni los sensores del vehículo ni el piloto pasivo reaccionaron ante el obstáculo. Los hechos se produjeron el 7 de mayo a las 15:40 horas.

La colisión ocurrió cuando el camión giró a la izquierda y el Tesla fue incapaz de reconocer el obstáculo, quedando enganchado a la carga. El vehículo permaneció en la carretera hasta que chocó con una valla, provocando la muerte del piloto en el acto. Para colmo, todavía no existe legislación al respecto, así que nadie sabe quién se hará cargo de la situación.

El fabricante, Tesla, ha lamentado el suceso, y ha recordado que es el primero en 209 millones de kilómetros con el piloto automático activado. Las conducciones humanas terminan con un muerto cada 96 millones de kilómetros. En cualquier caso, el vehículo no frenó en ningún momento. Estos coches desconectan los sensores ante la conducción manual, y avisan de que siempre hay que tener las dos manos en el volante si utilizan el pilotaje autónomo. En caso contrario, frenan.