Cómo prepararse para disfrutar de un verano diferente

La época estival está a la vuelta de la esquina y hay que empezar a planificar

Piscina en verano
15.04.2019 13:49 h.
4 min

Este año vuelve a presentarse un verano lleno de altas temperaturas, con calor y humedad. Las predicciones indican que en mayo el calor llegará para quedarse, por lo que hay que empezar a prepararse.

Son muchas las opciones para organizar un verano inolvidable, pero también es importante prepararse para saber disfrutarlo. ¿Qué es lo más importante? Saber cómo se quiere disfrutar del calor es esencial para sacarle el máximo partido a la estación.

Acondicionar la casa para el verano

Ya sea en el campo o en la ciudad, es fundamental tener una casa preparada para disfrutar del verano. Tener el cambio de armario preparado, contar con aire acondicionado –especialmente en los entornos más húmedos–, tener cubiertas para piscinas​ para poder evitar que las aguas se contaminen de las hojas, los insectos y poder disfrutar de un baño improvisado sin necesidad de dedicarle tiempo.

Una cubierta protege la piscina de los elementos exteriores, así como a aquellos que se bañan en ella, por lo que es el complemento perfecto para disfrutar de los baños en casa. Además, si la piscina cuenta con una terraza móvil, es probable que los invitados nunca se aparten de ahí. Estas protecciones aportan comodidad y tranquilidad para disfrutar del verano sin preocupaciones.

Hábitos de vida saludable

Otro hábito que se puede adoptar para un verano sano es seguir una dieta rica en productos nutritivos y frescos. Tomar mucha fruta y beber mucha agua ayudará a que el cuerpo esté más fresco para soportar las altas temperaturas, por lo que hacer una compra variada se vuelve también un complemento indispensable para gozar del verano.

Preparar viajes de última hora

El verano también significa salir de la rutina, incluso si se tiene que trabajar. Es el momento ideal para dedicarse a viajar y hacer pequeñas escapadas de fin de semana o, incluso, grandes viajes de una o varias semanas. En el caso de las estancias cortas, lo ideal es empezar por aquellos puntos de la Península que no se conocen, las ciudades que cuentan una oferta cultural distinta (como los festivales de teatro o de música durante el verano) o los pueblos con encanto. Barcelona es siempre una ciudad que encabeza la lista de destinos más visitados, pero quizás Valencia, Mérida o Gijón pueden ser destinos de primer nivel para escaparse de la rutina durante unos pocos días y poder disfrutar.

Otra opción es preparar viajes más largos, para los que ya es necesario ir reservando alojamiento y vuelos. Para los más temerosos del calor, un destino adecuado dentro de Europa pueden ser los países nórdicos o Irlanda. Si bien los últimos veranos que registran estos países también son calurosos, las temperaturas no se acercan a las españolas y se puede disfrutar de un verano más calmado. Para aquellos que estén deseando irse de playa y disfrutar del aire libre, destinos como Malta o Italia son ideales para los viajeros intrépidos.

En cualquier caso, el verano viene para dejarse sorprender y disfrutar de la estación más calurosa y refrescante.

--

Sponsored

¿Quiere hacer un comentario?
Esta web utiliza 'cookies' propias y de terceros para ofrecerte una mejor experiencia y servicio. Más información