Menú Buscar
Pásate al modo ahorro
Audiencia de Barcelona, que juzga un caso de presunto abuso sexual a menores / CRÓNICA GLOBAL

Piden 18 años para un hombre que habría abusado de menores tuteladas en Vilanova

Una de las víctimas y una testigo cambian su versión negando los hechos que habían denunciado

4 min

La Fiscalía pide 18 años de cárcel para un hombre de Vilanova i la Geltrú (Barcelona) que en 2017, presuntamente, invitó a su casa a varias menores de edad tuteladas en un centro de menores para abusar sexualmente de ellas a cambio de dinero, comida, alcohol y alojamiento.

En el juicio, que ha comenzado este martes en la sección tercera de la Audiencia de Barcelona, una de las víctimas y una testigo que acudió varios días a casa del procesado han negado los hechos que previamente habían denunciado y han dicho que aceptaban irse con el acusado para aprovecharse de él y pedirle dinero, pero no a cambio de sexo.

El juicio acabará con una segunda vista oral a las 10:00 horas del 23 septiembre, fecha que ha acordado el tribunal con las partes por la ausencia de una de las presuntas víctimas que tenía que haber declarado como testigo y que la sala considera como "esencial".

Cambio de versión de los hechos

Las dos chicas que han negado los hechos lo han hecho cambiando su versión tras sostener durante todo el proceso judicial que el acusado, D.C., las invitaba a su casa, aprovechando que necesitaban dinero, y les pedía que le hicieran actos sexuales.

Sin embargo, una tercera chica ha mantenido el relato acusatorio, a diferencia de sus compañeras, y ha explicado que, en su caso, nunca llegó ha entrar al piso de D.C., pero que sus amigas le explicaban que aceptaban dinero por tener relaciones sexuales con el procesado.

Testimonio de una educadora

El relato de la chica que ha confirmado los hechos coincide con lo que ha explicado una educadora social del centro de menores donde residían las afectadas, que en aquel entonces también hacía de tutora de alguna de ellas.

La educadora ha detallado que la chica que tutorizaba le admitió que, teniendo apenas 15 años, había tenido relaciones sexuales con el procesado a cambio de dinero, y que llevó a otras amigas suyas a su casa para que ellas también pudieran recibir dinero a cambio de actos sexuales.

La tutora también ha añadido que la víctima que tutorizaba hizo hincapié en que el acusado pedía que llevasen a su casa a niñas de entre 9 y 10 años, cosa que la chica siempre se negó a hacer.

Fiscalía da por ahora validez a las acusaciones

La Fiscalía, en su escrito provisional, da validez al relato acusatorio y achaca al procesado dos delitos continuados de abusos sexuales, uno de ellos agravado por el hecho de haber abusado de menores de edad, por los que pide, en total, 18 años de cárcel.

Asimismo, el ministerio público solicita una orden de alejamiento de 1.000 metros respecto a las chicas de las que presuntamente abusó, y reclama también una medida de libertad vigilada de ocho años una vez cumplida la pena de cárcel.

El ministerio público sostiene que el acusado utilizaba su casa para invitar a las menores de edad para ofrecerles tener relaciones sexuales a cambio de drogas y cuantías de dinero de entre 30 y 170 euros.

En la segunda vista oral del 23 de septiembre, la sala recogerá el testimonio de una de las presuntas víctimas, la última testigo que falta en el juicio, y después declarará el acusado, antes de dejar paso a las conclusiones definitivas de la Fiscalía y la defensa.