Menú Buscar
Un cielo estrellado durante una "noche de estrellas fugaces" en Saint-Cergue, Suiza, en el inicio de las Perseidas / EFE

Las Perseidas: la lluvia de estrellas al alcance de unos pocos

El fenómeno astronómico podrá contemplarse este domingo en su máximo pico de 'lágrimas de San Lorenzo', aunque solo en lugares de cielo negro, donde pueda verse la vía láctea

11.08.2018 00:00 h.
5 min

La lluvia de estrellas de este domingo no se verá desde las ciudades y puede que para algunas personas no resulte tan espectacular como esperan. Las Perseidas --también conocidas como las lágrimas de San Lorenzo-- es un fenómeno habitual que se produce cada verano pero que solo lo podrán ver aquellos que estén en un lugar de cielo oscuro, es decir, al menos a 30 kilómetros de distancia de cualquier metrópoli emisora de contaminación lumínica.

Para aquellos que hayan decidido tomarse el plan en serio y huir de las ciudades, deben saber que será el domingo a partir de las 22 horas el momento ideal para ver el fenómeno. Los expertos recomiendan escoger un lugar cómodo y quedarse allí varias horas, donde podrán observarse, como máximo, unas 30 estrellas fugaces por hora.

¿En qué consiste el fenómeno?

El director del Observatori Fabra de Barcelona, Jorge Núñez, explica que lo que ocurre en esta época del año es que “la tierra, en su movimiento habitual, se acerca al cometa Swift-Tutle y son sus residuos los que provocan la lluvia de estrellas conocida como Perseidas”.

Los restos del cometa tienen el tamaño de un guisante y se queman al entrar en contacto con la atmósfera, por lo que se transforman en las estrellas fugaces que vemos en la Tierra. El nombre de Perseidas viene dado por la constelación de donde vienen, Perseo.

636693514776131957w

Infografía del recorrido de la lluvia de estrellas "Perseidas" / EFE

Sin fuegos artificiales

“No es un cosa muy espectacular, ni que se vea como fuegos artificiales”, asegura Núñez, aunque sí confirma que en esta ocasión se verán “más estrellas fugaces de lo habitual”. Incluso todas las estrellas provienen de un mismo punto, lo cual puede hacerlo más visible.

El catedrático asegura que desde Barcelona será muy difícil contemplarlo, aunque sí es cierto que la visibilidad este año será mejor gracias a la luna, que no será llena (lo ha sido semanas atrás durante el eclipse). La clave es “irse a un lugar donde haya cielo negro, donde se vea la vía láctea y en una noche sin luna”.

Dónde verlo de verdad

El fenómeno a de las Perseidas dura unos 10 días, pero este domingo por la noche y hasta la madrugada del lunes alcanzará su máximo, “aunque dos o tres días antes o después se verá parecido”, asegura el astrónomo.

Descartada entonces Barcelona para la admiración del milagro --probablemente tampoco se verá desde el Observatori Fabra--, en Cataluña será posible observarlo desde el norte de Lleida, puntualmente en el Observario Astronómico del Montsec, y sus alrededores.

Opciones por España

Algunas ofertas turísticas aseguran el disfrute de la lluvia de estrellas. Es el caso del hotel Barceló Hamilton en Menorca, que promociona el fin de semana del 11 al 13 de agosto para ir a ver “el evento astronómico del verano” desde sus instalaciones, aseguran, alejadas de las luces de la ciudad.

Desde Acierto.com recomiendan en la Comunidad Valenciana el Parque Natural de la Sierra Calderona y el de la Serra d’Espadà, en Castellón, el Cabo de las Huertas, en Alicante. La Albufera es otra buena opción.

En Canarias, Tenerife se postula como una alternativa para observar el fenómeno astronómico, en concreto destacan Las Cañadas del Teide, en el Parque Nacional. En Madrid, hay algunos pueblos desde donde podría verse también, es el caso de Buitrago del Lozoya y el embalse de Riosequillo.